Suscríbete Levante-EMV

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Miles de personas llenan Faura en su jornada grande

El Equipo Crónica entusiasma a los escolares del CEIP Sant Vicent Ferrer

11

El Equipo Crónica entusiasma a los escolares de Faura. Daniel Tortajada

Los vecinos de Faura acuden al salón de plenos del consistorio con el objeto de descubrir la singularidad del Equipo Crónica. La exposición La llibertat pròpia i la dels altres con la mirada atenta a las obras El Intruso y París dorado está siendo visitada por los escolares de una localidad que vive al máximo la potencialidad de la Fira. El alumnado de Sant Vicent Ferrer inició esta semana sus visitas a la exposición, que continuarán durante este miércoles.

Se brinda así la posibilidad de conocer de primera mano la obra de quienes formaron uno de los movimientos artísticos, culturales y críticos esenciales en la década de los 60. El grupo formado en su origen por los valencianos Manolo Valdés, Rafael Solbes y Juan Antonio Toledo, que albergó posteriormente numerosos artistas, impulsó miradas subversivas en el arte como elemento de reflexión crítica en el entorno hasta el punto de cuestionar la autoría de las obras, de ahí su firma como Equip Crònica. La posibilidad de descubrir o recordar la composición de quienes impulsaron su mirada crítica en el final del franquismo y los primeros años de la democracia ha sido percibida por los visitantes como una de las riquezas culturales del siglo XX.

Junto a las posibilidades culturales que ofrecía la Fira el pasado domingo, Faura no renunció a su talante más tradicional. El primer fin de semana de diciembre convierte al municipio de les Valls en el centro de la dinamización social del Camp de Morvedre. Un total de 14 agentes de policía local, diez de ellos comisionados, velaron por el desarrollo armónico del acontecimiento, que reúne años tras año a miles de personas.

La Fira contó con las paradas tradicionales de venta de turrón, dulces navideños y juguetes junto a otros puestos de venta que animaron una jornada que precede la llegada de la Navidad en la comarca. En esta ocasión, se convirtió en el fin de semana festivo que unió el talante solidario de la Caldera, cuya recaudación quedó para la lucha contra el cáncer, y el baile con la orquesta la Fiesta, que aunó a los vecinos de la subcomarca en una celebración intergeneracional.

Música, pólvora y toros

La cultura permaneció como valor añadido a la Fira puesto que la música llenó la plaça de Enric Garcés con los resortes tradicionales de Christian Penalba y la animación de Aitana Ferrer. El final de la jornada llegó de la mano de Piroval, un castillo de fuegos artificiales que llenó de luz el horizonte faurero. El festejo no concluyó ya que el próximo fin de semana sigue la programación con el bou de la Fira, un encuentro entre taurinos que revivirá la fiesta en la subcomarca.

Compartir el artículo

stats