Canet se rebela contra la falta de Bachillerato en su nuevo instituto

El ayuntamiento y la comunidad educativa van de la mano en la petición a conselleria de una rectificación

Cartel de la obra del IES

Cartel de la obra del IES / Daniel Tortajada

Marián Romero Torres

Marián Romero Torres

La notificación de la conselleria de Educación al Ayuntamiento de Canet d'en Berenguer de que no se podrá cursar Bachillerato en el nuevo instituto ha sentado como un jarro de agua fría en la institución, así como en la comunidad educativa. Tanto es así que el alcalde, Pere Antoni, ya ha anunciado una protesta para el lunes, 3 de junio, a las 19 horas, a las puertas del centro para pedir a la conselleria "que rectifique" y que permita cursar Bachillerato. En concreto, el presidente de la corporación solicita "que se haga una consulta de demanda, por lo menos, ya que la decisión no es justa".

Molestos

Además de la decisión, desde el ayuntamiento se muestran "molestos" con las formas, puesto que "a día de hoy, no nos han dado ninguna explicación, solo un correo electrónico del servicio de Planificación Educativa diciendo que no se cursará Bachillerato este año". A este respecto, Antoni añade que "hemos intentado ponernos en contacto con la dirección general y la respuesta ha sido nula. Ante la falta de explicaciones solo podemos sostener que se trata de un recorte educativo más del nuevo gobierno de la Generalitat, formado por PP y Vox".

Desde el ayuntamiento temen que "este recorte vaya acompañado de otros servicios, ya que, al no contar con Bachillerato, se deje de dotar al centro de otras estancias necesarias y el impacto sea aún mayor", añade.

El alcalde asegura no encontrar sentido a la decisión después de "haber hecho una inversión de 8 millones de euros para un centro con una oferta educativa de 12 líneas de ESO y 4 de Bachillerato", un Bachillerato que considera "necesario, ante la saturación de alumnos y alumnas que tienen algunos centros de la comarca, como el IES Camp de Morvedre, que de 800 estudiantes está soportando 1.400, lo que ha obligado a tener que sacrificar ciertas estancias y espacios para aumentar el número de aulas".

Antoni considera que el IES Canet "bajará la ratio del IES Camp de Morvedre, liberará aulas para materias específicas y contribuirá a minimizar la huella de carbono, ya que los alumnos de Canet podrán ir andando a su nuevo centro sin necesidad de utilizar vehículos".

Fachada del IES Canet

Fachada del IES Canet / Daniel Tortajada

Compromís

Compromís Canet también se ha pronunciado al respecto de lo sucedido y ha criticado la falta de transparencia y de explicaciones por parte de la conselleria en la decisión de no cursar bachillerato para este año escolar, así lo adelantaba en un comunicado el concejal nacionalista, Albert Valls. "El anterior gobierno del Botànic apostó por cubrir las necesidades educativas de nuestro pueblo, realizando una inversión de aproximadamente 8 millones de euros para crear una infraestructura educativa con el Pla Edificant, pudiendo hacer realidad un nuevo Instituto de Educación Secundaría y Bachillerato en Canet”, remarca. "No veo razonable abrir unas instalaciones nuevas y dejar aulas vacías, sobre todo, teniendo en cuenta el nivel de masificación que presentan otros institutos de nuestra comarca".

Valls también resalta el malestar de las familias y de la comunidad educativa, por lo que anuncian diferentes acciones, así como movilizaciones. "Insistiremos durante los plenos de gobierno y mantendremos reuniones con los diferentes sectores de la comunidad educativa y las familias con el fin de organizarnos y obtener las respuestas que necesitamos", termina.

Suscríbete para seguir leyendo