De trabajar para la ONU en Nueva York a unir la metrópolis con Sagunt

Darío Moreno ha aprovechado su experiencia en la Gran Manzana para impulsar ahora, como alcalde, una impensable internacionalización de su ciudad natal

El alcalde con Lorena Sanders y Marta Valeska, sus superiores en la ONU hace 10 años.

El alcalde con Lorena Sanders y Marta Valeska, sus superiores en la ONU hace 10 años. / Levante-EMV

Marián Romero

El alcalde de Sagunt, Darío Moreno, ha logrado en las últimas semanas algo tan escasamente habitual como que un municipio de algo más de 70.000 habitantes mantenga contactos con el Ayuntamiento de Nueva York, el embajador de España ante la Organización de Naciones Unidas (ONU), el Secretariado de Naciones Unidas o con la Oficina Económica y Comercial de España en Nueva York.

En esto, como reconoce, ha tenido "mucho que ver" su experiencia previa a nivel profesional en Nueva York, como abogado de la ONU. Allí, en Naciones Unidas, trabajó hace 10 años como consultor del Programa para el Desarrollo (PNUD). "Mi labor era algo así como ser asesor jurídico internacional. Concretamente, me uní para reforzar el trabajo llevado a cabo por Lorena Sander, una funcionaria experta jurídica a la que se le había encargado el desarrollo de un sistema de control de prácticas corruptas entre las empresas y personas con las que interacciona el PNUD", afirma sobre esos 4 años suyos en Nueva York.

Acreditación de Moreno para entrar en la ONU en 2017.

Acreditación de Moreno para entrar en la ONU en 2017. / Levante-EMV

Este departamento, según explica, "llevaba a cabo procedimientos administrativos cuasi-judiciales" en los que ellos "recogían evidencias, testimonios, pruebas documentales y otros elementos que pudieran discernir si había habido una práctica corrupta o asimilable". De ese modo, facilitaba el trabajo a las autoridades judiciales pero también que la ONU "pudiera tomar la decisión preventiva de excluir a esas personas físicas y jurídicas de volver a participar en procesos públicos del sistema internacional", explica. "Lorena Sander creó el sistema y yo tuve la oportunidad y la suerte de ser una de las personas clave en su desarrollo durante los siguientes años", asegura.

Para llegar hasta allí, el camino estuvo plagado de trabajo y de expedientes brillantes a nivel académico desde bien joven. "Fue fruto de muchos años dejándome la piel en mis estudios y de haber aprovechado cada beca, cada oportunidad que tenía para crecer a nivel profesional", asegura. Primero estudió Derecho y Administración de Empresas en la Universitat de València. Luego vinieron las prácticas en diversas entidades, tanto privadas como públicas, entre las que no faltó el Ayuntamiento de Sagunt, donde fue becario de Secretaría General, en 2009, y de Urbanismo, en 2010. Tras ello, consiguió un trabajo en la Oficina Económica y Comercial de España en Hong Kong y fue allí donde se labró su paso a la ONU cuando seleccionaron a personas que, como él, daban el perfil y trabajaban en ese tipo de entidades. 

"En la ONU disfrutaba mucho de lo que hacía, especialmente de la faceta relacionada con la lucha contra la corrupción. No obstante, siempre tuve en mente que aquello sería algo temporal y un deseo de regresar a mi ciudad. Por dos razones, la primera porque Nueva York es una ciudad apasionante, pero también frenética y caótica. No me veía estableciéndome definitivamente allí. La segunda, por mi familia. Quería estar cerca de los míos", reconoce.

Con su regreso a España, llegó su etapa de asesor de la entonces Consellera de Justicia, Gabriela Bravo, y poco después, su llegada a la alcaldía bajo las siglas del partido al que se había afiliado a los 19 años. Ahora, cinco años después de lograr la vara de mando, ha conseguido que su ciudad natal hable de "tú a tú" con la Gran Manzana.

El alcalde de Sagunt, en una reunión en el Ayutamiento de Nueva York.

El alcalde de Sagunt, en una reunión en el Ayuntamiento de Nueva York. / Levante-EMV

"Estoy seguro que, con el tiempo, esta relación se irá consolidando y creciendo”

"Más allá de mi experiencia profesional previa, Sagunto es una ciudad que ahora mismo despierta mucho interés, dentro y fuera de la Comunitat Valenciana e, incluso, de España. Es el resultado del trabajo que empezamos a hacer en la anterior legislatura por visibilizar nuestro potencial. La llegada de Volkswagen a nuestra ciudad generó titulares en medios de comunicación internacionales", afirma.

A ese apoyo de la futura gigafactoría, que generará más de 3.000 empleos directos y 30.000 indirectos, le suma otro factor: "Desde el ayuntamiento hemos tenido la determinación de ponernos en contacto con altas instituciones para avanzar en proyectos, conseguir inversiones o promover iniciativas. Estamos en una posición privilegiada y por eso tenemos que atrevernos a soñar la ciudad del futuro. Es obligatorio que tengamos la ambición de desarrollar nuestro máximo potencial, no hay excusas".

“Viaje productivo”

Al hacer el balance del viaje a Nueva York, es claro. “En lo personal, ha sido emocionante regresar a mi antiguo puesto de trabajo. En lo profesional, productivo y satisfactorio”, afirma tras reconocer que hacía 7 años que no iba a la Gran Manzana.

Afirma haber vuelto de su viaje con proyectos aplicables a Sagunt tanto por políticas de Nueva York o de la ONU

Para esto, no faltaron reuniones con equipos especializados en urbanismo, crecimiento económico, logística y movilidad. “Y por supuesto, también con mis mentoras en la ONU, Lorena Sanders y Marta Valeska. Que me recibieran ahora como alcalde y podamos sentarnos a plantear iniciativas en mi ciudad es algo que me parece increíble, la verdad”, admite, resaltando que sus excompañeros y excompañeras "han demostrado total voluntad de colaborar e impulsar proyectos que tengan un impacto positivo en nuestro municipio".

Reunión en la ONU.

Reunión en la ONU. / Levante-EMV

Con la maleta llena

Tras ese periplo por la Gran Manzana, asegura haber vuelto con “un par de cosas en la maleta”. La primera, con experiencias en relación con las políticas municipales de Nueva York que podemos aplicar a nuestra ciudad. Con proyectos que hemos conocido y que nos interesan, de la mano de esas reuniones con el consistorio, con la ONU, o de nuestra presencia en la Smart City Expo USA. La segunda, con haber podido reforzar las relaciones Sagunto-Nueva York. Ya nos reconocen como una “ciudad amiga” y nos tienen en cuenta a la hora de poner en marcha iniciativas conjuntas", apunta.

Con el embajador España ante ONU y ex Ministro Industria.

Con el embajador España ante ONU y ex Ministro Industria. / Levante-EMV

A esto añade que recientemente Sagunt ha sido el lugar de pruebas de una nueva tecnología de drones testada por la base de la ONU de Quart de Poblet. "Estoy seguro de que, con el tiempo, esta relación se irá consolidando y creciendo”, sostiene.

Suscríbete para seguir leyendo