La banda de Juan Perro ha estado tres años rodando una selección del repertorio que Santiago Auserón grabó en esqueleto para El viaje (La Huella Sonora, 2016). El reto asumido ahora en equipo ha consistido en dar dimensión musical y nueva sonoridad a esos temas, ampliando la paleta de colores y el abanico de estilos, componiendo partes nuevas y creando espacio para los tremendos solistas del grupo, sin salirse del formato de la canción popular.

El álbum Cantos de ultramar representa un nuevo salto hacia delante en la obra de Santiago Auserón, en la que los diversos influjos cosechados a lo largo del viaje se integran en una inconfundible manera de hacer bajo esa etiqueta de Juan Perro que tanta huella ha dejado en el panorama musical español de los últimos decenios.