Cristina de Middel regresa a Alicante, su ciudad natal, tras un periplo de años frenéticos en los que ha sido capaz de poner en pie un discurso personal con el que cuestionar el propio sentido de veracidad de la fotografía. Una voz propia con un demostrado reconocimiento internacional y que ha sido merecedora de algunas de las distinciones y premios más importantes del ámbito de la fotografía, como el Premio Nacional de Fotografía en 2018 o formar parte de la prestigiosa agencia Magnum.