Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Olivos milenarios: Testigos de la historia

La ruta de los olivos milenarios de Canet lo Roig hay que hacerla con tranquilidad y sosiego, sin medir el tiempo para la sorpresa y la admiración.

Un espectacular ejemplar de 
olivo milenario. |  MEDITERRÁNEO

Un espectacular ejemplar de olivo milenario. | MEDITERRÁNEO

El recorrido que les vamos a proponer se puede hacer en hora y media, pero sería un sacrilegio. La ruta de los olivos milenarios de Canet lo Roig hay que hacerla con mucha tranquilidad, sosegados, sin medir el tiempo para la sorpresa y la admiración. Es una excursión para olvidar el reloj. Todos y cada uno de los olivos milenarios del paraje de Els Ratxos, su edad, sus formas, sus troncos, ramas y leyendas nos transportan a un paisaje cargado por la magia de lo añejo.

Las rutas guiadas son una excelente opción para conocer el paraje. | MEDITERRÁNEO

Y es que, la contemplación de un olivo milenario no deja indiferente a nadie y ver decenas y decenas de ejemplares nos hará vivir una experiencia única. En la misma Fuente de la Fontanella tenemos un poste donde nos señala el camino a tomar, al lado derecho del barranco del mismo nombre y pronto empiezan a aparecer los primeros olivos milenarios. Seguimos por el camino, admirando los ejemplares que a diestra y siniestra nos aparecen. Desechamos un desvío a derecha y llegamos a un cruce de caminos. Ahora debemos seguir hacia la derecha. Pero hay un poste indicador de olivos que nos invita a recorrer un camino a la izquierda. Es recomendable hacerlo, pues veremos ejemplares sorprendentes. Después volveremos al desvío para ya tomar la senda a la derecha, que nos llevará hacia Canet. En caso de duda, las marcas del sendero nos indicarán el camino.

Desde aquí ya vemos el pueblo en la distancia y el mar de olivos que estamos recorriendo. Siguiendo por la senda, llegamos a la entrada del municipio. Nos sorprenderá el paisaje, pues los olivos y el olivar presentan una imagen distinta según el punto de vista desde donde se les mire. Pero si queremos hacer el recorrido circular, callejeando llegamos al ayuntamiento y a la plaza de San Nicolás de Canet. Desde allí podemos seguir hasta la Font y abrevadero de la Canal, girando a izquierda por la carretera que lleva al cruce de la Ermita de Santa Isabel y girando luego a derecha para ir al inicio de nuestra propuesta de excursión, en la Fuente de la Fontanella.

Compartir el artículo

stats