En 'First Dates', no todo son momentos que nos dejan atónitos, también hay bonitas historias de superación como la de Lucía, que ha contado cómo llegó a ser bulímica después de que un chico le dijera que estaba demasiado gorda.

Se lo contó a Carlos Sobera nada más llegar, cuando esté le preguntó por qué había dejado sus estudios en el conservatorio: "Con 12 o 13 añitos, después de bastantes cosas en mi vida que me presionaban, un chico me dijo que estaba demasiado gorda para estar con él. Ahí empezó mi tonteo con la enfermedad". Por suerte, Lucía lo superó cuando su hermana se casó y le dijo que iba a tener un bebé: "A mi eso me hace un clic en la cabeza. Yo tengo que ser responsable y dar ejemplo al niño o niña, lo que quiera que venga. Ahí fue cuando tuve voluntad de cambiar y curarme".

Poco después, Lucía conoció a Ángel, un chico con quien desde el inicio mostró tener complicidad y muchas cosas en común. Ella le contó su problema alimenticio relacionado con la bulimia y él se mostró muy comprensivo, mostrando incluso admiración: "Que haya superado algo así me parece que es de ser una chica muy fuerte y muy valiente".

Lucía buscaba alguien con quien pudiera contar y que fuera muy sincero, una descripción con la que Ángel se sintió muy identificado. Tras ver que tenían una gran cantidad de cosas en común, ambos decidieron darse la oportunidad de tener una segunda cita.