La polémica está servida en esta edición de Supervivientes. Varios exconcursantes han criticado al programa después de su expulsión, hablando de favoritismos y trampas que ponen en cuestión al reality de Telecinco. De hecho, Kiko Matamoros se ha subido al carro y también ha cargado contra el espacio, opinando que es "basura".

El colaborador se ha desfogado en Ni que fuéramos, después de que su hija, Laura Matamoros, de desvinculara de Supervivientes: "Sois unos sinvergüenzas, se lo digo clarito a la organización. Sois unos manipuladores, no tenéis ni un dedo de vergüenza".

El tertuliano también ha opinado que no deberían haber dejado participar a su hija, y que un psicólogo debería filtrar quién está preparado para participar y quién no: "No estaba en condiciones de ir. Hay psicólogos y exámenes médicos que hay que pasar. Y si lo veis aquí, la sacáis de allí, cabrones. Sois muy listos, pero yo soy más listo que vosotros. Os tengo grabados con la trampa, y estoy por poner la primera entrega. Hasta aquí, y lo digo en serio. ¿Qué queréis dar a entender? ¡Sois basura!", ha criticado.

En este sentido, Jorge Javier Vázquez ha tratado de desmentir estas acusaciones durante la gala del jueves utilizando la ironía, como viene acostumbrando. Se dirigió a Kiko Jiménez y le dijo: "Tú estás bien y tranquilo, como saliste antes... Además, escucha, como lo teníamos todo pactado...". A esto, el novio de Sofía Soescun respondió: "¡Por eso mismo!".

Después se ha dirigido a Carmen Borrego, y en la misma línea le ha preguntado: "Carmen, tú también lo tenías pactado, ¿no?". A lo que ella ha respondido: "¡Todo! ¡Todo! ¡Todo!".