Chozas Carrascal es el nombre de una finca dibujada al más puro estilo de los chateaux franceses, en uno de los parajes más bellos del término municipal de Requena, a casi 800 metros sobre el nivel del mar. En este privilegiado entorno, la familia López Peidro construyó hace tres décadas un proyecto enológico argumentado en la singularidad, el respeto al entorno y la pureza en cada vino y cava que sale de sus instalaciones. 

Chozas Carrascal es una de las pocas bodegas que pueden presumir de estar acreditados en tres denominaciones de origen diferentes: DO Utiel-Requena, bajo la que producen muchos de sus vinos; DO Cava, sello con el que elaboran espumosos bajo el método tradicional de segunda fermentación en botella; y DO Pago Chozas Carrascal, la más alta categoría de vinos que únicamente se concede a aquellas fincas que por su singularidad, son capaces de crear vinos y cavas diferentes al resto.

Exterior de la bodega Chozas Carrascal ED

Segunda generación

En la actualidad Chozas Carrascal está dirigida por la segunda generación de la familia López Peidro, encarnada en los hermanos Julián y María José López Peidro. El primero se formó como enólogo y es el responsable de la elaboración de referencias como los tres citados cavas o el tinto de Bobal Materia, considerado como uno de los mejores de España. Su hermana María José es la cara visible de la bodega y se ocupa de la gestión, marketing y comercialización.

Para elaborar sus cavas, la familia cuenta con varias parcelas de las variedades Chardonnay y Macabeo cultivadas bajo pautas ecológicas. En la actualidad elaboran tres cavas, todos producidos íntegramente en sus instalaciones y con sus propias uvas. El más complejo y expresivo es Eterno, que se elabora con las uvas de Chardonnay de una vieja parcela que apenas produce un kilo de uva por cepa, lo que asegura una importante concentración en los racimos.

El mosto fermenta en barrica de roble, donde descansa entre dos y tres meses antes de afrontar la segunda parte del proceso. Es un brut nature (en el dosage no se adiciona cantidad alguna de azúcar para no enmascarar las cualidades de la uva) que sale al mercado con el marchamo de Gran Reserva, después de haber tenido una crianza mínima de 48 meses en rima.

Interior de la bodega Chozas Carrascal ED

Otro de los exclusivos cava que elabora Chozas Carrascal es Unique, un brut nature reserva que se elabora con uvas de Chardonnay y Macabeo y tiene una crianza mínima de quince meses en botella, logrando una perfecta integración del carbónico. El cava más desenfadado y fresco de la bodega es Roxanne, un espumoso de Macabeo y Chardonnay de tipo brut con nueve meses de crianza en rima.