Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

José Sierra

La economía circular a la que aspira Europa

La Comisión Europea anticipa para la próxima semana un importante anuncio en el marco de uno de sus últimos y grandes descubrimientos conceptuales: «La economía circular». El martes, el comisario europeo de Medio Ambiente, Janez Potocnik, presentará un programa de «cero residuos» para Europa. Tenemos que pasar del comprar, usar y tirar, al comprar, usar, reciclar, usar y comprar, y usar... Y así en un bucle lo más amplio y duradero posible. Sin embargo, la economía circular a la que aspira Europa es algo más, que el «residuo cero», algo que ya inventó la Sociedad de Agricultores de la Vega cuando recogía la basura de Valencia para abonar L´Horta. La economía circular aspira a lograr una Europa que utilice eficazmente los recursos para generar un crecimiento «inteligente, sostenible e integrador». Definida en frío, la economía circular „incluida en el macroconcepto de desarrollo sostenible„ viene a ser algo así como conseguir producir bienes y servicios al tiempo que reduce el consumo y el desperdicio de materias primas, agua y fuentes de energía, provocando un impacto positivo en la lucha contra el cambio climático.

Pensando «en corto» nos viene a la cabeza la depuradora de Pinedo, en Valencia, una tierra «sedienta» que a través de esta estación depuradora de aguas residuales arroja por un emisario submarino casi 100 hectómetros cúbicos de agua al mar al año. Podría decirse que los actuales gestores de la instalación obran milagros en una depuradora en la que hay que bombearla hasta cinco veces consecutivas el agua para privarla de contaminantes y propiciar una mínima reutilización, pero existe un fracaso colectivo si, como ocurre, casi la mitad del agua que se depura es lanzada al mar a través de un emisario submarino. Aquí no hay ni economía circular, ni sentido común ni raciocinio, por mucho que la propaganda oficial de la Generalitat sitúe a la Comunitat Valenciana, incluso en medio de una alarmante sequía, a la vanguardia de la reutilización del agua depurada (economía circular).

Compartir el artículo

stats