Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La ventana

El aguante

Cae la mundial y, sin embargo, google indica que estamos a 27º y soleado. Estaría bueno que el motor de búsqueda por antonomasia también se obture. Poco a poco recobra el pulso horas después de que Pedro y Pablo convirtieran el estrado del congreso en una escabechina adolescente. El primero blandió que «llamásteis caseta del perro al ministerio de Sanidad», cuestión que colea -«pedimos el cuarto de invitados y nos dan la caseta del perro»- y que le ha servido al digital Redacción médica para abrir a todo trapo con el desprecio. Entretanto, el paladín de Podemos sacó a pasear uno de sus mantras favoritos: «¿Sabe cuántas veces me ha llamado desde la fallida? Cero». Le faltó «patatero» para meternos en el túnel del tiempo.

Un sondeo advierte que el 80% de españoles se muestra muy pesimista sobre el futuro económico y demás. La duda es: el 20% restante, ¿en qué país vive? No, no es Botsuana, creo, donde una agencia destaca que sacará a subasta 158 licencias para cazar elefantes. A quien le ha caído el potaje de dilucidar qué hace con la investidura fantasma no es al rey emérito, lo cual reconozcamos que sería de traca y más cuando la siempre efervescente Pilar Rahola anda aireando que en su día le tocó una teta. José, María y Jesús.

Dado que parece que nos dirigimos de cabeza hacia donde ya saben, contamos eso sí con una buena noticia. Hasta el 6 de octubre podemos pedir que no nos manden propaganda electoral. Menos da una piedra. Ayer me decían: «¿Y por qué no rescatará Sánchez la figura del ministro sin cartera para ofrecerla en el lote?». Pues, porque ya tiene al director del gabinete que, sin ella, marca la pauta del bloque a piñón fijo y porque al otro igual le ofreces viente de esas y le parecen pocas. No sé por qué me viene ahora la frase aquella del realizador polaco de cabecera: «Es fácil dirigir y actuar al mismo tiempo; hay una persona menos con quien discutir». Dejémoslo estar. Lo único que le hace falta al embrollo de película que tenemos encima es que aparezca Polanski en él.

Compartir el artículo

stats