22 de febrero de 2020
22.02.2020

El valenciano, un pueblo solidario. 30 años de Cooperación

22.02.2020 | 21:24
El valenciano, un pueblo solidario. 30 años de Cooperación

Recientemente se ha celebrado el 30 aniversario del inicio de la Cooperación Valenciana. Esta cita histórica no hubiera sido posible sin el trabajo incansable de la sociedad civil organizada, cada vez está más sensibilizada con los problemas que afectan a otros territorios del mundo. Hay que reconocer que gracias a su esfuerzo hemos conseguido que la Cooperación forme parte de la agenda política y que hoy en día haya penetrado tanto en nuestras instituciones que sea inconcebible encontrarse con una administración donde no exista esta competencia.

Durante todos estos años, gracias a las ONG, a las asociaciones y –cuando ha sido posible– a la Administración Pública; la Cooperación para el Desarrollo ha generado numerosos aprendizajes y ha tejido importantes alianzas transnacionales, llegando incluso a transformar por completo la vida de comunidades empobrecidas, lo que merece nuestro total reconocimiento. Y es que las acciones y las movilizaciones sociales han sido infinitas, buscando el compromiso de toda la ciudadanía valenciana, creando espacios de diálogo con el fin de activar la responsabilidad colectiva y reiterando que la igualdad de las personas es independiente de su condición étnica, sexual o religiosa.

Pero sin ninguna duda, aquello que ha permitido a la Cooperación abrirse camino ha sido el cambio en la conciencia colectiva. El trabajo persistente de entidades ciudadanas y de las instituciones ha contribuido a cambiar por completo la mirada de muchas personas de la sociedad en general y de nuestro territorio en particular. Ha promovido la conciencia de que las diversas realidades existentes en el planeta son dos caras de una misma moneda, que la pobreza de algunos, su carestía y sus necesidades básicas son la consecuencia directa de la riqueza de otros y de su abundancia. En definitiva, los treinta años de Cooperación valenciana han permitido poner el foco en el repartimiento asimétrico de unos recursos que son por naturaleza limitados, y que para revertir esta injusta situación las regiones más ricas debemos cambiar ciertas actitudes y formas de pensar nuestro desarrollo y nuestro progreso económico.

Hoy, la Cooperación valenciana se enfrenta a numerosos retos globales que requieren una respuesta humanitaria como son las situaciones de emergencia derivadas del cambio climático o de la crisis migratoria. Pero también son desafíos globales la erradicación de la violencia machista que pasa por el empoderamiento de las mujeres o el fortalecimiento de la democracia frente al auge de los movimientos ultra.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook