Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los expertos deploran en las Corts la falta de control de los fitosanitarios

El uso excesivo de fertilizantes está en el origen de la contaminación de los acuíferos de la Ribera La comisión aboga por mejorar el asesoramiento al campesino y por la agricultura ecológica

Los expertos deploran en las Corts la falta de control de los fitosanitarios

Los expertos deploran en las Corts la falta de control de los fitosanitarios

La comisión de las Corts que investiga la contaminación de los acuíferos de la Ribera continúa buscando explicaciones. En la sesión de ayer, los expertos señalaron el exceso de fertilizantes y productos fitosanitarios utilizados por los agricultores de la comarca como una de las principales fuentes de esta problemática. Los comparecientes hicieron especial hincapié en la falta de mecanismos de control durante décadas por parte de las administraciones públicas y reprocharon igualmente la escasa información sobre las consecuencias de esta práctica que llegaba al propio sector agrícola.

Cuatro especialistas fueron las encargadas de responder a esta y otras cuestiones: Dolors Roca Ferrerfàbrega, experta en sistemas de riego y fertilización en diversos tipos de cultivo; María Dolores Raigón Jiménez, catedrática de la Universitat Politècnica de València (UPV) y gran conocedor de la agroecología y la alimentación; Enric Navarro, experto en agricultura ecológica; y Guillermo Palau Salvador, profesor de la UPV y especialista en sistemas de riego.

«Si algo ha quedado claro tras la comisión de hoy, es que el exceso de fertilizantes ha contribuido al aumento de nitratos, los cuales generan diversas reacciones químicas en el organismo y pueden degenerar en problemas de salud», explicó ayer Ortega. Según los expertos, la agricultura tradicional ha actuado durante años sin mecanismos de control a la hora de utilizar productos fitosanitarios (algunos incluso prohibidos por la UE), lo que en muchas ocasiones provocaba que los árboles no los asimilaran y se fueran a parar a los acuíferos. «La contaminación viene de muchos años y tenemos que pararlo ya», sentenció.

En la misma línea se pronunció la también diputada en las Corts Graciela Ferrer, quien recordó que el objetivo de la comisión es «identificar las causas del problema y hacer propuestas alternativas para reducir las fuentes de contaminación; de ahí que hayan hablado expertos en agroecología, ya que ahí podemos tener algunas respuestas».

La agricultura ecológica se presentó como un modelo más sostenible frente al cultivo tradicional, aunque tampoco se renuncia a éste. «Aunque hay una gran necesidad de formar y sensibilizar a los agricultores de la comarca, debido al escaso esfuerzo de las administraciones en asesorarles durante los últimos años, una apuesta posible sería la agricultura ecológica, que goza de mecanismos de control más estrictos; lo que es cierto es que si no hacemos nada, estamos condenando a las nuevas generaciones», afirmó.

Compartir el artículo

stats