Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vía verde a la Vía Verde

? El Consell inyecta 750.000 € para recuperar un primer tramo de 7,5 km del antiguo trazado del «trenet» entre la Barraca y Benifairó - Esta primera fase comenzará en 2018 - El itinerario de Carcaixent a Tavernes abarca 27 km

Una inyección de 750.000 euros de la Conselleria de Obras Públicas y Vertebración del Territorio permitirá sacar el proyecto de transformación del trazado del antiguo «trenet» entre Carcaixent y Tavernes en un camino natural de la «vía muerta» en que se encontraba aparcado pese su declaración en 2015 como una actuación de interés general por parte del Ministerio de Medio Ambiente. La Generalitat ha decidido asumir el tramo de 7,5 kilómetros comprendido entre la Barraca d´Aigües Vives y el apeadero de Benifairó de Valldigna, una actuación que incluirá en los presupuestos de 2018 y que prevé desarrollar a través del Programa Operativo Feder 2014-2020, que financiará con fondos europeos un 50 % de la inversión. La consellera María José Salvador comunicó ayer en persona a los alcaldesa y concejales de los municipios que atraviesa este camino natural la decisión de impulsar el proyecto, pese a tratarse de una competencia del ministerio, ya que, según dijo, «encaja» en las políticas de movilidad sostenible que defiende su departamento y abogó porque este primer paso sirva de invitación a otras administraciones para que contribuyan a completar todo el itinerario.

La conversión del trazado del primer tren de vía estrecha de España -inicialmente tirado por caballos- en un camino natural a su paso por los valles de Aigües Vives y la Valldigna es un proyecto que las mancomunidades de la Ribera Alta y la Safor presentaron al ministerio a principios de la década y que, si bien desde el primer momento contó con buena aceptación, nunca ha obtenido financiación.

La propuesta plantea actuar sobre un tramo de 27 kilómetros entre la estación de ferrocarril de Carcaixent y la de Tavernes, al que se ha añadido un conexión hasta la playa. Se trata del trazado inicial del antiguo «trenet» entre Carcaixent y Dénia, si bien el presidente de la Mancomunitat de la Ribera Alta, Txema Peláez, recordó ayer que la construcción de la red de Cercanías aprovechó la plataforma del «trenet» entre Tavernes y Gandia, por lo que no se puede recuperar, mientras que a partir de Gandia apenas quedan algunos tramos. El presupuesto inicial del proyecto cifraba el coste global en 4,5 millones de euros, si bien Peláez se mostró convencido de que la estimación del ministerio es algo elevada y se puede ajustar con la ejecución de las obras.

María José Salvador destacó que se ha optado por asignar la inversión inicial a este tramo intermedio al considerar que es el que se puede acometer de forma más rápida «porque no requiere de expropiaciones» ni otros trámites. La consellera agradeció el trabajo de las mancomunidades para impulsar este proyecto y destacó que si esta vía del tren que data de 1864 ya contribuyó en su momento a cambiar la vida de los municipios de ambas comarcas, ahora también puede ser muy importante para la proyección turística de todos los municipios.

Un primer paso como ejemplo

«Es importante para la conselleria dar este paso para, de alguna forma, invitar a otras administraciones a que inviertan, den continuidad y, entre todos, podamos hacer posible la recuperación completa de toda la vía», destacó Salvador. De hecho, Txema Peláez, que ayer ejerció como anfitrión en la reunión celebrada en Alzira, dejó claro que no se renuncia a optar a los fondos del ministerio, si bien la indefinición un año más llevó a los promotores del proyecto a buscar el respaldo de otras instituciones. «El ministerio declaró el proyecto de interés general, tenemos toda las bendiciones para que sea una realidad lo antes posible», comentó.

La consellera también subrayó que la recuperación de estos trazados es una competencia del ministerio, si bien no se ha realizado ninguna actuación desde 2010, detalló, por lo que la Generalitat «dentro de nuestras limitaciones presupuestarias» que obliga a priorizar, había decidido apostar por este camino natural, una actuación que se enmarca en la política de favorecer la movilidad sostenible y la vertebración del territorio. La conselleria pretende crear un red de vías ciclopeatonales a lo largo de toda la Comunitat Valenciana que ayuden a potenciar el patrimonio natural y cultural, así como impulsar actividades de ocio y recreo de un modo sostenible con el entorno.

Compartir el artículo

stats