27 de junio de 2017
27.06.2017

Los 'okupas' convierten un granero de Sueca en el «Ateneo La Llegona»

La Policía Local identifica a los promotores de la iniciativa y les advierte de la ilegalidad pero evita posturas de fuerza - Los jóvenes pretenden crear un foro cultural y de debate arraigado en el barrio

27.06.2017 | 00:23
Jovenes impulsores del Ateneo Popular, ayer en plenos trabajos de rehabilitación del antiguo granero que han ocupado.

Un grupo de jóvenes alternativos ha ocupado un granero situado en las afueras de Sueca con el objetivo de transformarlo en un Ateneo Popular. El inmueble, que forma parte de un antiguo sequer de arroz, pretende convertirse en un centro social y cultural que atraiga a los jóvenes de la comarca y sea «ajeno a cualquier ayuntamiento o político con intereses partidistas». Agentes de la Policía Local acudieron el domingo al local al no ser de su propiedad y les advirtieron de la ilegalidad de su accion pero se limitaron a pedir la filiación de algunos jóvenes y abandonaron la zona.

Los impulsores de la ocupación, que ellos consideran «simbólica», alegan que su objetivo es intentar suplir las «carencias» que tiene la capital de la Ribera Baixa. «El Ateneo Popular La Llegona nace de la necesidad de habilitar un centro social autogestionado y participativo para el pueblo de Sueca y la comarca», según señalan los promotores. El espacio, situado en la calle Polinyà , está en desuso desde hace años. «La ocupación y creación del nuevo Ateneo Popular se suma así al resto de centros sociales liberados existentes», defienden los jóvenes.

Agentes de la Policia Local identificaron el domingo a tres personas que participaban en la ocupación haciéndoles saber el riesgo que asumían al entrar de forma ilegal en una propiedad que no es suya. Aún así, las fuerzas de seguridad se marcharon poco después sin que se produjeran incidentes.

Los ocupantes quieren darle una nueva utilidad al granero. La asamblea fundacional elaboró un manifiesto que argumenta que el proyecto «nace de la necesidad, ante la carencia de espacios, de habilitar un centro social autogestionado y participativo para el pueblo y la comarca de la Ribera Baixa que sea un lugar de confluencia de diferentes movimientos sociales y culturales» Los impulsores anuncian que trabajan «para adecuarlo y ponerlo a disposición de personas y colectivos que quieran uilizarlo».

No existen antecedentes sobre situaciones similares en la comarca, aunque La Llegona aspira a «convertirse en la semilla y la voluntad de las personas que lo impulsan es promover más proyectos de recuperación de espacios abandonados». Y concretan: «Queremos visibilizar una problemática, que es el abandono de espacios que podrían ser aprovechados por gente que los necesita fuera de las manos de las instituciones y los intereses partidistas».

Bajo los principios organizativos de autogestión y asamblearismo, el Ateneo Popular «pretende ser un centro social arraigado y cohesionado con el vecindario, libre de discriminaciones y contra todo tipo de opresión. «Realizaremos actividades donde se tratarán diferentes problemáticas de nuestro pueblo y de nuestra comarca», aseguran. Quieren organizar desde debates y charlas hasta proyecciones y pequeños conciertos». Todo esto con una relación «de convivencia y respeto al vecindario», del cual quieren aceptar sugerencias y quejas para mejorar su conexión con el barrio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine