07 de julio de 2018
07.07.2018

El hospital deja abiertos ocho quirófanos para operar a 600 pacientes más en verano

Los nuevos gestores mantienen por primera vez en funcionamiento todas las plantas de hospitalización - La plantilla se refuerza con 24 profesionales, quince de ellos médicos - Las intervenciones de cataratas y hernias son las más demandadas

06.07.2018 | 22:26
El hospital deja abiertos ocho quirófanos para operar a 600 pacientes más en verano

El Hospital Universitario de la Ribera mantendrá en funcionamiento un total de ocho quirófanos y todas las plantas de hospitalización durante el presente verano, lo que permitirá operar a 600 pacientes más que en la misma época de 2017. Desde el centro hospitalario destacaron que la medida choca frontalmente con la gestión realizada en ejercicios anteriores: «Entonces se aprovechaba la época estival para cerrar algunas plantas y reducir el número de intervenciones quirúrgicas». De esta forma, se mantendrán en funcionamiento ocho quirófanos por la mañana y ocho quirófanos por la tarde, que realizarán intervenciones desde las ocho de la mañana hasta pasadas las 20 horas y durante todos los días laborables. A estos quirófanos se sumarán las unidades para intervenciones urgentes, que estarán disponibles las 24 horas del día de lunes a domingo.

«Ello va a permitir que, durante los tres meses de verano, el Hospital Universitario de la Ribera intervenga de modo programado a 200 pacientes más que en el verano de 2016 y a 600 pacientes más que durante el mismo periodo de 2017», apuntan desde el centro sanitario ubicado en Alzira.

Las especialidades de oftalmología, cirugía general y digestiva, traumatología y ortopedia y cirugía maxilofacial son las que más intervenciones quirúrgicas han programado para este verano. Así, los procedimientos más frecuentes, al igual que ocurre durante el resto del año por ser los más demandados por los pacientes, van a ser las operaciones de cataratas, hernias inguinales, artroscopias, extracción de cordales (muelas del juicio) e intervenciones para el implante de prótesis de rodilla y cadera, entre otros procedimientos en quirófano.

El doctor José Emilio Llopis, coordinador de Servicios Quirúrgicos de la Ribera, matizó ayer que «en cualquier caso, no hay que obviar que, aunque su número sea menor, se priorizará la programación de intervenciones preferentes. En este conjunto entran operaciones de cirugía oncológica y ciertas intervenciones cardiacas, torácicas o neuroquirúrgicas». «Con el mantenimiento de un mayor ritmo quirúrgico en verano suprimimos la estacionalidad de la asistencia sanitaria, lo que nos va a permitir mejorar considerablemente nuestras demoras quirúrgicas, que ya son muy buenas en comparación con otros hospitales de la Comunitat Valenciana», expuso Llopis.

El aumento de operaciones durante la época estival viene acompañado con un refuerzo de personal, lo que se traduce en la llegada 24 nuevos profesionales, de los que quince son médicos especialistas. «Podemos decir que, como recoge el dicho, en el Hospital de la Ribera estamos abiertos por vacaciones», argumentó Llopis.


2,9 millones de euros

El Departamento de Salud de la Ribera ha destinado este verano cerca de 2,9 millones de euros para atender las sustituciones del personal sanitario y los profesionales de refuerzo desplegados en las zonas de mayor afluencia turística. Ello supone un incremento de más de 1 millón respecto a la inversión que destinó la anterior empresa concesionaria hace un año. «De esta forma, junto al mantenimiento de la actividad quirúrgica del Hospital de Alzira, otra de las novedades del plan asistencial de este año es el mantenimiento y apertura de los centros sanitarios en las zonas de playa que estuvieron cerrados el año pasado», apostillaron fuentes del complejo sanitario.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook