25 de agosto de 2019
25.08.2019

Música en directo y sin barreras

El Medusa de Cullera invitó a un joven andaluz invidente a conocer el certamen desde dentro con su hermano mayor

24.08.2019 | 21:41
Migue y Pepe pasean entre los escenarios del festival.

El Medusa de Cullera es sin lugar a dudas uno de los festivales de música electrónica que más se está dando a conocer tanto nivel nacional como internacional. Pero el certamen esconde otras historias más allá de lo evidente. Tiene otra cara menos conocida, más solidaria, más personal, íntima y más profunda, una cara abierta a todos aquellos que tienen un sueño por realizar. El festival abre sus puertas y recibe a sus miles de visitantes y días después las cierra, pero detrás de este imagen musical se esconden otras imágenes mucho más humanas, mucho más personales, mucho más sinceras.

Pepe y Migue son dos hermanos de Granada. El primero se puso en contacto con la organización del Medusa Festival a través de las redes sociales con el siguiente mensaje: «Mi nombre es Pepe Machado Orozco, tengo 24 años y un hermano con el que formo un tándem, Migue. Él tiene 23 y es ciego de nacimiento. Soy su guía deportivo: practicamos muchos deportes y fuimos campeones de España de Atletismo y de esquí, hacemos ciclismo en tándem y participamos en numerosas carreras populares».

Además de sus aptitudes —estudia Bachillerato y habla cuatro idiomas—, Migue cuenta con una habilidad especial que solo conocían sus más allegados. «Tiene un sueño: ser músico. Él es tenor, tiene una magnífica voz y un ritmo muy especial y vibrante con sus manos, lleva la música dentro, es mucho más feliz viviéndola. Es por esto que les escribimos». Pepe acaba realizando a la organización una petición muy especial para su hermano Miguel: poder acudir al festival Medusa de este 2019.

Una experiencia única
La organización del festival recogió el guante que le lanzaron los hermanos y les invitó a pasar por el recinto del festival para poder conocerlo desde su interior. Les recogieron en la zona de acreditaciones, les enseñaron todo el recinto, los cinco escenarios sobre 300.000 metros cuadrados de festival, en un tour con explicaciones de cada zona.

Uno de las ilusiones de Miguel era conocer a alguno de los DJs que formaban parte en el festival y la organización se encargó de presentarle a DJ Nano. Además, le entrevistaron en el set del festival en un vídeo que después ha causado furor en las redes sociales. La velada culminó con Migue en el main stage, disfrutando como uno más.

Sin lugar a duda una imagen diferente a lo que es, en sí mismo, un festival de música EDM, y que a buen seguro tanto Pepe, como en especial Migue no olvidarán nunca. Los dos hermanos pudieron vivir desde dentro la experiencia del Medusa, ya uno de los festivales más importantes del mundo, en una vivencia que se encuentra a la mano de muy pocos. Pepe y Migue fueron dos de ellos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook