14 de septiembre de 2019
14.09.2019
Sanción

Multan con 600 euros a una falla que ignoró la prohibición de montar una barra en Alzira

El ayuntamiento sanciona por desobediencia a la comisión Luis Suñer al servir bebidas en la calle aprovechando la concentración de la "Crida"

13.09.2019 | 21:11

La instalación de una barra para servir bebidas en la tarde de la «Crida» le va a salir muy cara a la comisión Avinguda Luis Suñer. El Ayuntamiento de Alzira ha resuelto el expediente sancionador incoado en su día por la Policía Local con una multa de 602 euros por «desobediencia» ya que existía un acuerdo previo de la junta de gobierno que prohibía expresamente la instalación de barras esa tarde. El procedimiento administrativo tipifica los hechos como una infracción grave de la Ley de Protección de la Seguridad Ciudadana y aplica una multa en su grado mínimo, ya que este marco normativo prevé en el caso de las infracciones graves multas de entre 601 y 30.000 euros.

Los hechos que han derivado en esta sanción se remontan a la tarde del pasado 2 de marzo, fecha en que el programa oficial de la Junta Local Fallera de Alzira señalaba la celebración de la «Crida», el acto que marca el inicio de las fiestas josefinas a la espera de la semana grande de San José. Cada año, antes del llamamiento que realizan las falleras mayores desde el balcón de la casa consistorial, se celebra una misa en recuerdo de los falleros difuntos que alterna por las diferentes parroquias de la ciudad. En esta ocasión, la JLF había elegido la capilla del asilo de ancianos Teresa Jornet, que se encuentra dentro de la demarcación de la falla Luis Suñer, muy cerca del casal de la comisión y también a escasa distancia de la casa consistorial, frente a la que se concentran cientos de falleros para presenciar la «Crida» y el espectáculo audiovisual que, desde hace unos años, se proyecta en la fachada del antiguo palacio de los Marqueses de Santiago.

La falla Avinguda Luis Suñer aprovechó la gran concentración de falleros que suele producirse esa tarde para montar una barra en la calle Tavernes de Valldigna a pesar, según se desprende del procedimiento sancionador abierto por el ayuntamiento, de que existía una resolución de la junta de gobierno aprobada un par de semanas antes que prohibía expresamente la instalación de estas barras.

La Policía Local levantó acta por la presencia de una barra en la vía pública sin contar con la preceptiva autorización del ayuntamiento y ésta dio lugar a un expediente por desobediencia a la autoridad o a los agentes en el ejercicio de sus funciones al vulnerarse el acuerdo de la junta municipal de gobierno.

Fase de defensa en blanco

Durante el proceso de instrucción del expediente la falla no presentó alegaciones en su defensa por lo que la resolución del mismo confirma la propuesta de sanción inicial e impone una multa de 602 euros.

Cabe recordar que la JLF había previsto inicialmente una jornada festiva en torno a la avenida Luis Suñer coincidiendo con la «Crida», que implicaba a un mayor número de comisiones, aunque no se llegó a concretar. La comisión más próxima al asilo de ancianos, no obstante, decidió instalar una barra ya que, habitualmente, en torno a la iglesia donde se celebra la misa se concentran un gran número de falleros que desfilan junto a los representantes de sus comisiones hasta la iglesia, pero se quedan fuera durante la celebración religiosa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook