18 de enero de 2020
18.01.2020
Levante-emv
Televisión

González Molina también sitúa en parajes de Sueca y la Albufera el rodaje de «Paraíso»

La grabación de la nueva serie televisiva continúa en la entidad local del Perelló y contará también con localizaciones en Castellón y Alicante

17.01.2020 | 20:41
El director González Molina, a la derecha, durante los preparativos de una sesión de rodaje.

Diferentes escenarios de la Entidad Local Menor del Perelló acogen el rodaje de «Paraíso», la nueva serie original de Movistar, producida en colaboración con Globomedia (The Mediapro Studio) bajo la dirección de Fernando González Molina. Se trata de una ambiciosa producción en la que el suspense y la aventura se dan la mano con la emoción y el misterio. La serie gira en torno a la investigación emprendida por un grupo de jóvenes tras la desaparición de tres chicas de su entorno. En plena transición de la adolescencia a la edad adulta, los protagonistas atraviesan un momento de incertidumbre y emociones a flor de piel, donde todo se vive por primera vez y aparecen sentimientos como la soledad, la pérdida, el amor y la amistad. Un viaje iniciático de madurez, que también apelará a la nostalgia de los espectadores a través de la ambientación de la España de 1992.

«Paraíso» cuenta con un elenco en el que destacan Macarena García («Blancanieves»), Iñaki Ardanaz («La víctima número ocho») y Gorka Otxoa («Pagafantas», «Fe de etarras», «Allí abajo»), en los principales personajes adultos, a quienes acompañan los jóvenes intérpretes encargados de dar vida a los protagonistas: Pau Gimeno, Cristian López, León Martínez, Héctor Gozalbo, María Romanillos y Patricia Iserte. El rodaje se prolongará durante 15 semanas en diferentes localizaciones de València como el parque natural de la Albufera, Sueca, El Perelló, Xilxes, Requena, Oliva y Villargordo del Cabriel), Alicante y Madrid. «Paraíso» constará de siete episodios de 50 minutos.

En palabras de Fernando González Molina: «'Paraíso' nace de nuestra ilusión por contar una historia fantástica que conecte con los referentes de nuestra adolescencia:

el cine de Spielberg, la serie V, pero también Verano Azul o Compañeros. Y conectarlos con las historias que me ha gustado contar en el cine: relatos épicos, emocionales, que buscan ante todo el disfrute del espectador. Es un viaje al cine de entretenimiento que nos apasionaba y nos hizo dedicarnos a esto, pero también un relato sobre la pérdida y sobre la dificultad de ser adolescente cuando eres distinto».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook