El acto de bendición del municipio con la imagen de la patrona de Almussafes, la Santíssima Creu, que el párroco de la iglesia de Sant Bertomeu Apòstol realizó desde la puerta del templo aprovechando los oficios del Viernes Santo ha encendido las redes sociales. El ayuntamiento compartió a través de su muro un video publicado por la cofradía de la Santíssima Creu en el que se puede observar al sacerdote, Andrés Chornet, a la puerta de la iglesia flanqueado por dos fieles durante la bendición, mientras otro observa desde el interior. En un momento dado, otra persona abandona la iglesia.

Esta celebración ha provocado un torrente de reproches tanto de vecinos de Almussafes como de otros municipios del entorno que consideran que supone un incumplimiento del estado de alarma innecesario y critican que los participantes en el mismo ni siquiera cumplieran las distancias mínimas de seguridad ni llevaran ninguna de las medidas de protección para evitar contagios, por lo que llegan incluso a reclamar sanciones. Entre los partidarios, por su parte, defienden que el acto de acompañar a la Santíssima Creu fue «totalmente espontáneo y voluntario» -revelan que en el interior de la iglesia había siete personas vinculadas a la parroquia- y «agradecen» la iniciativa del párroco de, en el momento de Adoración de la Cruz y ya que no se podía realizar como suele ser habitual, salir a la puerta y hacer extensiva la bendición a toda la población.

El hecho de que en las redes sociales del ayuntamiento se destacara que «se trata de la bendición de todo nuestro pueblo con la imagen de la patrona» ha sido otro de los argumentos que ha alimentado del debate. La mayoría de los más de 160 comentarios que a primera hora de la tarde de ayer había provocado la publicación corresponde personas que opinan que estos oficios religiosos «no respetan el confinamiento» decretado por el Gobierno. Con todo, una minoría también expresa su satisfacción y apoyo por el hecho de que se haya celebrado una bendición generalizada para toda la población de Almussafes con la patrona al frente. «Toda ayuda es buena».