05 de mayo de 2020
05.05.2020
Levante-emv

Carcaixent destina un millón de euros a políticas sociales y a reactivar la economía local

Pequeñas empresas y autónomos recibirán hasta 600 euros para ayudarles a retomar su actividad - El alcalde, Paco Salom, busca el máximo consenso

05.05.2020 | 20:52
Edificios consistoriales de Carcaixent.

El Ayuntamiento de Carcaixent movilizará cerca de un millón de euros para impulsar un plan de ayudas e inversiones que reactive la economía local. Las medidas contemplan ayudas directas, inversiones y la creación de una bolsa de trabajo de emergencia. El objetivo es dinamizar el tejido empresarial local y atender a las personas en situación de vulnerabilidad.

El Plan de Reactivación de la Economía Local consta de cinco líneas de actuación que suman alrededor de 960.000 euros que se materializarán en ayudas directas, inversiones y una bolsa de trabajo local. Además, el gobierno municipal prevé inyectar liquidez adicional en el sector comercial de Carcaixent, a través de la «Tarjeta Carcaixent», un medio de pago que obliga a efectuar el gasto en en negocios locales, contrapartida pensada para que el sacrificio que se hace desde la administración revierta en mayor medida sobre la economía de Carcaixent.

Las actuaciones de asistencia sociosanitaria requerirán un gasto de 206.500 euros para posibilitar que ninguna persona vea peligrar el suministro de alimentos y de productos de primera necesidad. La gravedad de la pandemia ha sido letal para la actividad empresarial y el trabajo, y ha afectado especialmente las personas dependientes de la retribución salarial. Se han invertido recursos públicos en la compra de material de protección (mascarillas, EPI o desinfectantes) y en la financiación de trabajos extraordinarios de desinfección de calles y equipaciones públicas.

Una parte importante del presupuesto, el destinado a ayudas y prestaciones a familias, está previsto canalizarla a través de la comentada «Tarjeta Carcaixent», de forma que la compra de alimentos y productos de primera necesidad se hará en los comercios locales adheridos al sistema.

El gobierno municipal plantea la creación de una Bolsa de Trabajo local, por importe inicial de 100.000 euros, pensada para compensar las situaciones más críticas motivadas por la falta de trabajo en los sector más afectados, en las pequeñas empresas industriales, de servicios o agrícolas. Las personas beneficiarias prestarían servicios en diversos ámbitos laborales del ayuntamiento.

El ayuntamiento inyectará 400.000 euros en el tejido económico de la ciudad para colaborar en los gastos de reapertura de las pequeñas empresas y autónomos. Recibirán una ayuda de hasta 600 euros. De forma simultánea, va a crearse otra línea de ayudas para subvencionar hasta con 175 euros el gasto de preparación para la reapertura de los establecimientos y empresas. Es intención del gobierno municipal satisfacer una parte de estas ayudas a través de la «Tarjeta Carcaixent».

Para fomentar el consumo en el comercio local se realizarán campañas de activación comercial a lo largo de los próximos meses y se reforzará el asociacionismo en el sector, con un gasto adicional de 64.000 euros, en las actividades que se organizan por los diferentes ejes comerciales, y en las que la participación municipal aumentará significativamente.

El plan de obras menores y pequeñas inversiones en equipamientos permitirá actuar de manera directa sobre la demanda, al tiempo que mejorar las dotaciones municipales. El importe inicial de las actuaciones previstas es de 187.000 euros, y coincidirá con la ya reanudada actividad en proyectos ahora marcha, como las obras del nuevo Archivo Municipal, el Parque Canino, el Skate Park o las obras de mejora de accesibilidad en el Palau de la Marquesa.

El gobierno local asegura ser consciente de la grave situación de la hostelería y se ha comprometido a estudiar caso por caso para evaluar si se puede proceder a la ampliación de las terrazas garantizando los derechos de las personas peatones y las distancias de seguridad decretadas. De igual manera, se estudiará la posibilidad de ampliar el horario de apertura de este tipo de establecimientos.

El alcalde de Carcaixent, Paco Salom, ha querido poner de relieve la importancia que tiene para un presupuesto como el del Ayuntamiento de Carcaixent poder movilizar casi un millón de euros para políticas sociales y para impulsar la reactivación económica. "Vamos a emplear la práctica totalidad de los recursos disponibles de acuerdo con el presupuesto municipal y lo hacemos porque lo consideramos que es una obligación política y moral ayudar a nuestros vecinos y vecinas a salir de esta situación tan complicada en la que nos encontramos", ha explicado. 

Salom ha agradecido a los grupos de la oposición la actitud positiva que han tenido en todo momento. "En tiempos complicados es cuando se demuestra cuánto de efectivo es llegar a consensos para conseguir objetivos comunes, que en este caso no es otro que dar respuesta a la emergencia social y económica en la que se encontremos para conseguir el bienestar de nuestro pueblo. Por eso la voluntad del gobierno municipal de llegar a acuerdos con los diferentes grupos, y poder sacar adelante estas propuestas con el máximo consenso". 

El alcalde también ha incidido en que estas medidas implicarán renunciar a otras actuaciones que estaban previstas y que ahora pasan en un segundo plano porque "hay que reorientar las inversiones para hacer más soportable la salida de la crisis. Después de atender la emergencia sanitaria y social ahora es el momento de afrontar la emergencia económica», ha destacado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook