29 de mayo de 2020
29.05.2020
Levante-emv
Opinión
Consecuencias de la pandemia

¿Tenemos que poner la otra mejilla los socialistas?

29.05.2020 | 14:39
Paco Martí Furió.

Son tan individualistas y prepotentes que desoyen las normas básicas de convivencia en una situación de pandemia y al unísono están esos partidos que se llenan la boca de defensores de lo racional, del respeto individual a las personas, grupos de pensamiento conservador y ultraconservador con sus ideas excluyentes.

En esta pandemia lo mas correcto y honrado es que todos arrimemos el hombro desde el minuto uno, para que esta crisis sanitaria y económica sin igual no cause el menos daño posible. Porque daño nos está haciendo y nos va a seguir haciendo, creo que en estas palabras coincidiremos todos y la unidad del conjunto de la sociedad es básico para salir muy poco a poco de esta situación. ¿Y porque no se produce esta situación de unidad? Vayamos por partes.

¿El conjunto de los ciudadanos estamos unidos? En una buena parte hasta ahora, sí. Pero ya empezamos a ver la falta de educación cívica de algunos, que no respetan el distanciamiento social. Por ejemplo, el tumulto de personajes que creyéndose que son mejor que los demás salieron con banderas nacionales destrozando mobiliario urbano con sus palos de golf o con megáfono en mano con sus lujosos coches descapotables al grito de gobierno dimisión.

Son tan individualistas y prepotentes que desoyen las normas básicas de convivencia en una situación de pandemia y al unísono están esos partidos que se llenan la boca de defensores de lo racional, del respeto individual a las personas. Esos partidos, grupos o fundaciones de pensamiento conservador y ultraconservador con sus ideas excluyentes, que al diferente le llaman "maricón", que son capaces de llamar a un ser humano antinatural o que cuando un gobierno ayuda a los más necesitados nos llaman rojos, a estos los llaman zánganos que no tienen derecho a recibir una pensión digna.

Los partidos, grupos y personajes que han estado desde el minuto uno dividiendo a los españoles con el animo de desgastar a un gobierno legítimo, de rojos según ellos, con el solo propósito de destruirlo políticamente y romper la unidad de todos sin importarles un carajo al sufrimiento de los españoles.

Nos preguntamos bastantes ciudadanos y yo que si a estos ciudadanos prepotentes, maleducados, individualistas y egoístas hay que ponerles la otra mejilla. Sí que algunos de mis compañeros me dicen que tranquilidad que el gobierno está para gobernar, gestionar e intentar salir de esta crisis sanitaria mundial y de la economía que viene. Esto lo sé yo y va con el mando y el sueldo. Yo digo que los socialistas y los demócratas ¿no estamos también para decirle a la sociedad la verdad de estos?

Energúmenos y mentirosos solo desean su libertad de ir a los campos de golf y a sus juergas. ¿No nos estaremos equivocando y no deberíamos utilizar un poco de nuestro tiempo en desenmascararlos de sus fakenews, mentiras medias verdades y engaños?

PD: Ya sabemos que de los primeros conatos de elementos de guerra civilista surgieron golpes de estado contra la democracia y la constitución

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook