04 de junio de 2020
04.06.2020
Levante-emv
Suceso

Un hombre de 70 años mata a cuchilladas a un vecino en Manuel

El presunto asesino esperó a su víctima, de 45 años, a la puerta de su garaje y le atacó sin más - El arrestado había protagonizado varias disputas con la víctima y con su madre

04.06.2020 | 09:22
Fachada de la casa de la víctima. En este punto se produjo el homicidio.

La Guardia Civil ha detenido a un hombre de 70 años en Manuel, en la Ribera Alta, por matar de varias cuchilladas a un vecino suyo tras un enfrentamiento por una disputa vecinal ocurrida en la noche del miércoles. Al parecer, había habido riñas y enfrentamientos anteriores, pero ninguna había pasado de peleas verbales y alguna amenaza.

Los hechos sucedieron pasadas las once y media de la noche, cuando la víctima, José Ramón E. A., de 45 años, se disponía a meter su coche en el garaje de su finca, en el número 51 de la calle de l'Abat de Manuel. Al parecer, el ahora detenido, que reside en otra calle, habría estado esperándole, armado con un cuchillo de cocina, con el que le asestó varias puñaladas en el estómago y el abdomen, que le causaron la muerte en pocos minutos.

Según distintas fuentes consultadas por Levante-EMV, el presunto asesino había manifestado a varios vecinos y en ocasiones distintas "a ese lo tengo que matar". El ahora detenido era de València y residía en la calle San Vicent de Manuel desde hacía unos años, después de trasladarse a vivir a este municipio. En la casa contigua a la suya vive la madre de José Ramón y los conflictos vecinales entre ambos datan de hace tiempo.

El presunto asesino incluso había denunciado ante el ayuntamiento a José Ramón por, según él, aparcar delante de su casa o dejar la bici muy cerca de su portal.

La víctima acababa de recoger a su mujer, que llegaba de trabajar, y había ido a aparcar el vehículo al garaje. José Ramón deja dos hijos de 9 y 12 años y su asesinato ha dejado conmocionados a los vecinos de Manuel, que apenas empezaban a recuperarse del mazazo que supuso saber que una de sus casas había sido el escenario del homicidio y descuartizamiento de Marta Calvo, la joven de Estivella muerta violentamente el 7 de noviembre del año pasado presuntamente a manos de Jorge Ignacio P. J., en prisión desde diciembre pasado y acusado de la muerte de otras dos mujeres en València y de la agresión sexual a las tres y a siete mujeres más en el plazo de un año.

Preocupado por sus gafas

Nada más producirse el apuñalamiento de José Ramón, el servicio de emergencias 112 recibió una llamada, sobre las 23.40 horas, y desplazó al lugar una ambulancia del SAMU, pero ya era tarde. Tras hacerle las maniobras de reanimación cardiopulmonar avanzada y otras técnicas de recuperación, no hubo respuesta, por lo que el médico ya solo pudo certificar el fallecimiento del hombre, según fuentes del Centro de Información y Coordinación de Urgencias (CICU).

Al mismo tiempo, la patrulla de la Guardia Civil de Carcaixent alertada por el 112 llegaba al lugar y detenía al presunto homicida, quien, según varios testigos presenciales "no estaba en absoluto nervioso. Solo se le veía preocupado porque se le habían caído y roto las gafas".

Más noticias de la desescalada en la Comunitat Valenciana

- Sanidad aflora siete fallecidos en residencias de finales de mayo

- El Consell almacena 173 millones de material ante posibles rebrotes

- Un total de 218 personas reciben el alta en un sólo día, según Sanidad

- Así estaba la Ciudad de la Justicia de València el primer día en el que se retoman los juicios

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook