19 de junio de 2020
19.06.2020
Levante-emv

Alcàntera prescindirá de la piscina al considerarla "un foco de contagio"

El ayuntamiento mantendrá cerradas las instalaciones municipales durante todo el verano / Alega que la reducción de aforo obligatoria habría "imposibilitado su uso y disfrute exhaustivo"

19.06.2020 | 20:12
Alcàntera prescindirá de la piscina al considerarla "un foco de contagio"

El Ayuntamiento de Alcàntera de Xúquer ha decidido, después de largas semanas de reuniones, que no abrirá al público su piscina municipal durante este verano. La decisión tiene en cuenta las circunstancias ocasionadas por el reciente brote de coronavirus en el país y llega tras las recomendaciones sanitarias de la Generalitat Valenciana. Algunas de las causas que han precipitado esta decisión son, por ejemplo, el control del aforo, que se hubiera visto reducido en un 30 % del aforo total, hecho que imposibilita un uso y disfrute exhaustivo de la instalación. Además, el establecimiento de un turno de baño hubiera sido causa de malestar entre la población, ya que se tendría que haber hecho de forma equitativa para disfrutar de una forma segura de la piscina. De hecho, de haber abierto la piscina se tendrían que realizar turnos de baño de una hora y media, hecho improbable y que hubiera generado mucho revuelo. Las medidas higiénicas que se recomiendan entre los diferentes turnos, así como la limpieza y la desinfección diaria más exhaustiva al terminar cada turno, hubiera retrasado la entrada de los diferentes turnos. Y, además, hay que tener en cuenta que la hierba natural de la zona es un foco permanente de contagios y no se hubiera podido asegurar una desinfección completa.
Finalmente, la venta de entradas diarias supondría un obstáculo para aquellas personas que no hacen uso del bono y se hubiera tenido que acondicionar el lugar para la venta de entradas, indicar de manera segura el turno y la hora de acceso y además, en la cola, se tendría que guardar la distancia de seguridad. Medidas que precisan de personal excesivo para asegurarlas. "La decisión de no abrir la piscina está basada en la actuación con precaución ante el virus. La pandemia no está al 100% controlada y las recomendaciones sanitarias nos llevan a cerrar la piscina durante el verano. Es una decisión dolorosa pero ahora mismo el bienestar de las personas es lo más importante. Una piscina es un foco de contagio y lo mejor es prevenir", ha señalado Julio García, alcalde de la localidad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook