Suscríbete Ahora

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Algemesí protege las obras del escultor Leonardo Borrás ubicadas en fincas privadas

El ayuntamiento suspende las licencias en una veintena de edificios que cuentan en los portales de acceso con trabajos del artista local

Uno de los relieves de Borrás en una finca de Algemesí.

Uno de los relieves de Borrás en una finca de Algemesí. vicent m. pastor

Algemesí protege el legado de uno de sus artistas más ilustres. El ayuntamiento ha ordenado suspender la concesión de licencias de obra que puedan afectar a la integridad de una veintena de esculturas y relieves de Leonardo Borrás que se encuentran en propiedades privadas. El consistorio se guarda la opción, en el caso de que quieran los propietarios, de recuperar las obras al considerarlas un elemento patrimonial de gran valor. Se da la circunstancia de que algunas de estas piezas escultóricas se han degradado debido al inevitable paso del tiempo y a un deficiente mantenimiento. Fue hace tres años cuando Més Algemesí denunció que varios relieves del escultor Leonardo Borrás habían desaparecido de algunas fincas de viviendas en las que fueron establecidos en las décadas de los setenta y ochenta gracias a la complicidad entre el relevante artista y el constructor Vicente Ferragud Monzó, con una iniciativa pionera. Durante esos años este peculiar constructor ubicó en el interior de los portales de más de veinte edificios de Algemesí relieves de Leonardo Borrás de diferentes temáticas y gran valor artístico. Los nacionalistas propusieron, por aquel entonces, que las obras de Borrás se introdujeran en el Catálogo de Bienes Inmuebles y Espacios Protegidos de la localidad. Tres años después, el pleno del ayuntamiento ha acordado actuar y rescatar del olvido estas obras que, aunque están instaladas en vestíbulos de viviendas privadas, son fácilmente visibles para cualquier transehunte. Esta circunstancia ha suscitado cierto debate sobre su condición. Nadie duda de que, evidentemente, al estar instalados en propiedades privadas tienen dicha condición. No obstante, dada su exposición al público también se pueden considerar como tal.

El consistorio ha acordado la suspensión de licencias y declaraciones responsables para ejecutar obras (edificación, reforma y/o demolición) que puedan afectar, en mayor o menor grado, a las obras escultóricas de Leonardo Borrás que reúnen estas condiciones, es decir, se encuentran en espacios particulares. La medida afecta a veinte inmuebles que cuentan con obras de Borrás instaladas entre 1971 y 1982 entre las que aparecen, por ejemplo, «Treballant la terra», «El Quixot», «L´aixada» o «Troballa de la Mare de Déu». La suspensión de licencias tendrá una duración máxima de dos años. «Con esta medida buscamos que, en el caso de que alguna comunidad de propietarios quiera realizar una obra, garantice la protección de estas esculturas, en el caso de que quieran conservarlas», explicó al respecto la alcaldesa de Algemesí, Marta?Trenzano, que prosiguió:?«Si, por el contrario, no las quieran o prefieren donarlas, se extraerían y el ayuntamiento se encargaría de su conservación. Podrían instalarse en algún espacio público para facilitar la divulgación de la obra de Borrás», apostilló Trenzano.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats