Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La UD Alzira retoma la competición tras el parón forzoso ante un peligroso Acero

Dani Ponz destaca el potencial ofensivo de su rival, «que incluso podría ser líder de esta categoría»

La UD Alzira vuelve a competir hoy tras no poder disputar su partido correspondiente el pasado fin de semana frente al Silla CF, afectado por casos de Covid-19. Su rival será el CD Acero que, pese a solo haber ganado uno de los cuatro partidos que ha disputado hasta la fecha, no lo pondrá nada fácil. El técnico azulgrana, Dani Ponz, destaca su «gran nivel ofensivo» como una amenaza a tener en cuenta, incluso para un equipo que solo ha encajado un gol en tres encuentros.

Precisamente, el único tanto que recibió el Alzira supuso, también, la primera derrota de la temporada. Aquel encuentro frente al Torrent, celebrado hace ahora dos semanas, todavía está presente en la mente del entrenador alzirista. «Fue un mal partido en el que todos los pequeños detalles estuvieron en nuestra contra, podríamos haberlo hecho mucho mejor. Perdonamos ocasiones muy claras, fallamos demasiados pases, nos faltó profundidad...», reconoce Ponz. Con todo, estas dos semanas se antojan suficientes para pulir aquellos fallos: «Hemos trabajado para mejorar. Este tiempo ha sido de gran ayuda para generar un bloque más consolidad y coordinado. Creo que hemos dado solución a nuestros errores y, también, un paso adelante como equipo», comenta al respecto el técnico.

En el subgrupo de Tercera en el que se encuadra la UD Alzira, por tópico que suene, no hay partido fácil ni rival pequeño. Parece complicado que algún equipo sea capaz de encadenar una racha de varios encuentros ganados. El propio Acero es un ejemplo. Hasta la fecha, ha ganado un partido, ha empatado dos y ha perdido uno. «Pero es un equipo que ha demostrado ser capaz de ganar al Roda, que sabe jugar muy bien al fútbol. Tiene un gran nivel ofensivo que puede meter en problemas a cualquiera y, perfectamente, podría ser líder de esta categoría», apunta Ponz sobre su rival.

Tres bajas y un fichaje

El encuentro se disputará a las 18,00 horas en el estadio El Fornás. Los colegiados Nicolás Garcelán Docio, Ioan Marius Cobianu y Mario Cabrera Esplugues dirigirán la contienda. Para la ocasión, Ponz no podrá contar con Dani Martínez, que todavía arrastra problemas físicos desde el choque ante Recambios Colón; Guzmán, con una sobrecarga en los isquiotibiales; ni con Marcos, tras sufrir un golpe en la cabeza en el entrenamiento del miércoles que le ha supuesto varios puntos de sutura. Quien se ha sumado a la plantilla en forma de fichaje es un viejo conocido, Roan Riera, que vuelve a la UD Alzira para reforzar la zaga y aportar una gran salida de balón y potencia aérea.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats