Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las playas de Sueca han perdido hasta setenta metros de arenales

El proyecto de regeneración de ese tramo de litoral prevé recuperar hasta 22 metros de costa con la aportación de 475.000 m3 de arena que se succionará del fondo marino con una draga

Diferentes líneas de costa marcadas con varios colores que indican el retroceso sufrido en el litoral de Sueca desde 1965. | LEVANTE-EMV

Diferentes líneas de costa marcadas con varios colores que indican el retroceso sufrido en el litoral de Sueca desde 1965. | LEVANTE-EMV

La línea de costa situada entre la Gola de El Perelló y el cabo de Cullera ha sufrido desde 1965 un retroceso generalizado de la playa que llega a alcanzar hasta 70 metros en las zonas más castigadas por la erosión marina. Esta pérdida generalizada de los arenales, que pretende ser compensada con un ambicioso plan de regeneración que costará más de nueve millones de euros, se debe a múltiples factores, aunque la ampliación del puerto de València y la construcción del puerto deportivo de El Perelló juegan un papel relevante.

En las playas de El Perelló, Pouet o Les Palmeres el retroceso ha alcanzado anchuras de veinte metros en las zonas más erosionadas. El proyecto de regeneración que ha impulsado el Ministerio de Transición Ecológica aspira a recargar ahora artificialmente esos arenales hasta conseguir una anchura media de 22 metros para mejorar la protección frente a los temporales y ampliar el espacio de disfrute lúdico de los veraneantes y bañistas. La arena necesaria para completar ese objetivo se obtendrá de un yacimiento submarino ubicado frente a la costa.

El aporte de arena se complementará con la regeneración de las dunas. Para diseñar ese cordón se ha tenido en cuenta la morfología de las escasas dunas que quedan en la zona tras ser eliminadas durante las últimas décadas para propiciar la construcción de paseos marítimos, bloques de apartamentos y segundas residencias. Los técnicos del departamento de Costas han planificado la creación de dunas de unos siete metros de anchura que estarían protegidas con un vallado de madera y cuerdas para evitar la intrusión de usuarios y máquinas de limpieza.

Los cálculos técnicos establecen que será necesario el vertido de unos 475.000 metros cúbicos de material arenoso. Para hacer frente al reto de esparcir ese volumen en una extensión de playa de 3.500 metros de longitud, se dividirá la zona de intervención por tramos para controlar mejor el reparto del material. Este método permitirá también ejecutar las obras de manera sucesiva y comprometer menos el uso de la playa por parte de visitantes o bañistas.

La descarga de la arena desde la draga a la playa se realizará mediante una tubería flotante. El material se acumulará en la playa y luego se extenderá con la ayuda de una pala cargadora y retroexcavadoras para repartirlo de manera uniforme. Las playas incluidas en el perímetro de actuación presentan una pendiente suave. Los diez metros de profundidad solo se alcanzar a una distancia de entre 900 y mil metros de la costa. En estas condiciones, se ha proyectado que la draga que succionará la arena del fondo marino se situará a unos 2.000 metros de la orilla de la playa.

El proyecto elaborado por los especialistas del ministerio estima en nueve meses el plazo de ejecución de las obras. Y dada la excepcionalidad de la draga de succión por arrastre, se propone que el horario laboral sea ininterrumpido durante los siete días de la semana, por lo que se contará con turnos nocturnos en previsión de que algunos temporales o causas externas a los trabajos obliguen a paralizar los trabajos.

Reacción municipal agridulce

Los alcaldes de Sueca, El Perelló y El Mareny de Barraquetes han recibido con satisfacción la publicación en el BOE del proyecto regenerador de la costa, aunque consideran que, junto a la aportación de arena, se contemnple también la construcción de arrecifes y espigones que garanticen que la ampliación de los arenales sea duradera y no quede a expensas de la virulencia de los temporales marítimos, que han invalidado todos los trasvases de arena que se han realizado hasta ahora.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats