Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un artista de libro

El pintor y escultor Manuel Boix presenta en l’Alcúdia un ensayo biográfico basado en sus conversaciones con el escritor Martí Domínguez

Manuel Boix, el artista más internacional de l’Alcúdia, presentó el miércoles en la Casa de la Cultura un ensayo biográfico resultado de sus conversaciones con Martí Domínguez. «Manuel Boix, la forja de un pintor» es el título que da nombre a esta obra que cuenta el periplo existencial por el que debe pasar un artista para convertirse en pintor.

El libro, publicado por la Institución Alfonso el Magnánimo, de la cual es vicepresidente el alcalde de l’Alcúdia, comienza la colección «Vides d’Art» dirigida por el reconocido escritor Martí Domínguez.

El acto de presentación se celebró en la sala grande, dado que en la sala de conferencias no hubiera cabido todo el público asistente. Acompañaban en la mesa a Manuel Boix y Martí Domínguez, el director de la editorial, Vicent Flor, el alcalde de l’Alcúdia, Andreu Salom y el conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler. También se personó el director del Instituto Valenciano de Cultura, Abel Guarinos, encabezando una nutrida representación de personalidades del mundo de la política y de la cultura, amigos del artista y del escritor.

«No podía haber un lugar más ‘Boixià’ para presentar este libro», afirmaba Andreu Salom en su parlamento, «desde la letra ‘a’ del logotipo que identifica la casa, y que está presente al cuadro que preside la escalera principal, hasta la impresionante ‘Cúpula de la Ribera’, pasando por las soberbias esculturas que presiden la planta baja. La Casa de la Cultura de l’Alcúdia respira Boix», concluía.

«Manuel Boix, la forja de un pintor» es el fruto de largas conversaciones de Martí Domínguez con el pintor de l’Alcúdia, de las cuales han surgido 200 páginas que no son exactamente una biografía al uso, sino una serie de imágenes contextualizadas que permiten al lector entender lo que a menudo no conoce, quién hay detrás de la obra vista y admirada, quién es Manuel Boix.

A lo largo de la obra el lector se va familiarizando con el artista y compartiendo con él esa facilidad innata para el dibujo y el modelado desde que nació, el gusto heredado por el arte sacro o las personas que serán esenciales en su elección de vida, como el maestro Bausset o el escritor Joan Fuster.

También, el artista ha hablado de quién ha sido su apoyo y complicidad en cada uno de los retos que ha emprendido, su compañera de vida, Ana Chornet.

Domínguez lleva al lector de la mano a conocer los frutos de una relación artística a tres bandas (Boix, Heras y Armengol) y a descubrir las colaboraciones del artista de l’Alcúdia.

Compartir el artículo

stats