Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Antella alerta de masificación en l’Assut tras obligar la CHJ a retirar el área restringida

El alcalde se muestra «preocupado y decepcionado» tras un primer fin de semana con gran afluencia de público que deja el paraje lleno de basura

Bañistas en l’Assut de Antella en una imagen del pasado fin de semana. | LEVANTE-EMV

Bañistas en l’Assut de Antella en una imagen del pasado fin de semana. | LEVANTE-EMV

La Confederación Hidrográfica del Xúquer (CHJ) ha obligado al Ayuntamiento de Antella a retirar las vallas que cerraban el acceso a la zona de pic-nic de l’Assut, instaladas para evitar masificaciones. Según la CHJ, la zona habilitada para comidas se considera «cauce» del río, por tanto, es de dominio público y, pese a la prohibición de reunión en la zona por parte del consistorio, éste debía retirar las vallas.

Tras la retirada de las vallas de prohibición de paso coincidiendo con el primer fin de semana de la campaña veraniega, l’Assut de Antella se llenó de visitantes que buscaban pasar un día de baño huyendo del calor, aunque no siempre cumpliendo las medidas sanitarias, además de dejar gran cantidad de basura y desperdicios en la zona de baño y de pic-nic.

El alcalde en funciones, José Antonio Juan, expresó ayer a Levante-EMV «la preocupación y la decepción que está experimentando el consistorio viendo la masificación a la que está expuesta l’Assut tras todas las labores realizadas intentando mantener las prohibiciones». «Tenemos miedo de que, al conocerse la retirada de las vallas, la gente acuda en masa ahora que empieza el verano», declara el alcalde accidental.

Pese a que el ayuntamiento ha optado por no cerrar este año la zona de baño debido a la evolución favorable de la pandemia, que la CHJ haya obligado al gobierno local a retirar las vallas de prohibición de acceso no significa que se pueda comer en este enclave próximo al río.

Según el consistorio, «se esperan oleadas de gente, con autobuses incluidos, de cara a esta nueva campaña veraniega». «No tenemos ningún plan de actuación para prevenir una futura masificación, no podemos hacer que las fuerzas de seguridad intervengan en la vigilancia de l’Assut», afirma desamparado Juan. «La Confederación Hidrográfica del Xúquer ha marcado territorio en el cauce del río. Dicen que l’Assut no es nuestra», declara el munícipe.

Entre las únicas medidas impulsadas por parte del Ayuntamiento de Antella se encuentra la distribución de folletos informativos con el objetivo de concienciar a los futuros visitantes y bañistas de la existencia de contenedores para mantener l’Assut libre de desperdicios y basura.

La inactividad del consistorio

No obstante, el movimiento ciudadano apolítico de vecinos de Antella denominado «Obrim l’Assut» critica la inactividad por parte del ayuntamiento tras la intromisión de la Confederación Hidrográfica del Xúquer obligando al consistorio a retirar las vallas.

«El ayuntamiento no hace nada por controlar el aforo o las restricciones sanitarias ni recoger la basura que dejan los visitantes con la única excusa de que la zona ya no es del pueblo», critican desde la asociación vecinal a través de las redes sociales.

El movimiento reclama un control policial para asegurar el cumplimiento de las medidas sanitarias y de aforo en este popular paraje de Antella. «Si las ordenanzas municipales prohíben el picnic en l’Assut, ¿por qué no se aplica cuando Antella tiene tres policías municipales?, más que la mayor parte de las localidades del entorno», declaman los vecinos integrados en este colectivo.

L’ Assut de Antella fue declarado «paraje fluvial protegido» y se le incluyó en la Xarxa Natura 2000. También fue declarado por una directiva de la Unión Europea como «Lugar de importancia comunitaria» y por tanto, de especial protección tanto de su hábitat como de su fauna.

Compartir el artículo

stats