Suscríbete Levante-EMV

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La patronal acusa a los sindicatos de ignorar el estado real de la citricultura

El Comité de Gestión de Cítricos (CGC) ha expresado su sorpresa por la reacción de los sindicatos UGT y CC OO, que decidieron «unilateralmente» romper las negociaciones para renovar el Convenio Colectivo de ‘Collidors’ de la Comunitat Valenciana.

La asociación de los exportadores de cítricos –que negociaba un posible acuerdo de la mano de Cooperatives Agro-alimentàries CV- considera que la plataforma defendida por los representantes de los trabajadores evidencia «una total falta de compromiso, una grave ignorancia sobre el sector y está muy lejos de entender la complicada coyuntura bélica y económica que padecemos».

El CGC señala que los sindicatos, que han abandonado la negociación y amenazado con una huelga cuando esta tan solo llevaba diez horas de trabajo, «se empecinan en rechazar los cambios propuestos por el Comité de Gestión en la forma de conformar las cuadrillas de recolectores, que pretenden evitar conflictos entre los trabajadores de diferentes orígenes».

Por otra parte, señala que los sindicatos que plantean estas movilizaciones para reclamar mejoras laborales y salariales, «olvidan que el actual convenio tiene ya el mayor salario por hora trabajada de todos los agropecuarios del país, no se ha visto afectado por las subidas del SMI y ahora se plantean incrementos que, sólo en el primer año, más que duplican la media acordada en los convenios agrarios valen»cianos para este año.

«UGT y CC OO parecen ser ajenos a la crisis de rentabilidad, a la pérdida de competitividad de la citricultura valenciana y a la complicada coyuntura bélica y económica, marcada por el incremento de los costes de producción, con un horizonte de inestabilidad en la inflación», incide la patronal en su replica a los sindicatos.

Compartir el artículo

stats