Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una brigada contra excrementos de perros

El ayuntamiento contrata a 12 personas dotadas con vehículos y elementos de limpieza exhaustiva para hacer frente al problema El alcalde dice en la presentación que también ha ordenado a la policía que vigile para multar a los infractores

Una brigada contra excrementos de perros

Una brigada contra excrementos de perros

Una brigada de 12 personas contratada por el Ayuntamiento de Gandia a través del Plan de Empleo se va a dedicar en exclusiva a limpiar los excrementos de perros que un buen número de incívicos ciudadanos dejan en calles y parques de la ciudad. Será a partir de lunes cuando este pequeño ejército se enfrente al que es uno de los principales problemas de Gandia, según señalan las asociaciones de vecinos y lo atestiguan las declaraciones de cientos de personas que sufren, a diario, la plaga de encontrarse con las deyecciones de los animales.

Hasta este momento ni las campañas informativas y de concienciación y la imposición de sanciones ha evitado el problema. El alcalde de la ciudad, Arturo Torró, quiso estar presente ayer la presentación de esta brigada antiexcrementos y anunció que, en paralelo, ha ordenado a la Policía Local que incremente el celo respecto al problema y que sancione a quienes incumplan la ordenanza municipal que obliga a recoger los excrementos.

Asimismo, en parques, jardines y zonas de elevado tránsito de la ciudad se instalarán 15 tótems con un cartel explicativo sobre la campaña y una papelera con cierre donde echar las deposiciones que se recogerán con bolsas que estarán a disposición de los propietarios de animales.

Las personas que dirigirán esta brigada explicaron ayer que irán provistos de aparatos succionadores y de elementos para recoger los excrementos, así como de una fumigadora para limpiar y desinfectar aquellos puntos en los que los animales hacen sus necesidades. La parte baja de farolas, papeleras, bancos y otros elementos urbanos están entre esos lugares especialmente sucios que ahora van a ser limpiados a fondo.

El apoyo a la brigada son seis pequeños vehículos eléctricos y silenciosos que llevarán todo el material, así como un depósito con el detergente y el desinfectante.

Este material se ha conseguido gracias a una mejora de la contrata de desratización y desinfección adjudicada a la empresa gandiense CTL, y se suman a las iniciativas que se pusieron en marcha para concienciar y conseguir una ciudad más limpia, un aspecto que muchas asociaciones de vecinos reclaman al ayuntamiento.

En la presentación de este nuevo servicio Arturo Torró ha aprovechado para señalar que esta acción del departamento de Servicios Urbanos que dirige Clara Carbonell «no elimina la responsabilidad de los dueños de las mascotas, dado que se seguirá haciendo cumplir la ordenanza cívica y se seguirá multando a quien no recoja los excrementos de la vía pública», y añadió que «lo que con este nuevo servicio se hace es mantener un poco más limpia la ciudad ante aquellos que, aprovechando que no son vistos por nadie, dejan las deposiciones de sus animales en la calle, en parques o en árboles».

Al acto de ayer asistió el presidente de la Federació de Veïns de Gandia (Fedaveïns), Paco Escrivà, quien agradeció este nuevo intento para erradicar el problema.

Compartir el artículo

stats