17 de marzo de 2019
17.03.2019

Corea gana a Màrtirs el duelo en Primera

Desde el primer momento se vio que los dos monumentos, que están situados a escasa distancia en la misma calle, iban a quedarse con los mejores banderines ? Roís de Corella obtuvo el tercer lugar y Beniopa se conforma este año con el cuarto

17.03.2019 | 00:32
La reina y el presidente de la comisión de Sagrada Família Corea, agitan anoche el banderín del primer premio sobre el escenario.

Desde el mismo momento en que se plantaron las cuatro fallas de la sección Primera de Gandia quedó a la vista de la mayoría de los entendidos que el primer premio se había convertido en un auténtico duelo entre dos monumentos situados en la misma calle, la del Magistrat Català, y a muy poca distancia el uno del otro. Se trata de las creaciones presentadas por las comisiones de Sagrada Família-Corea y de Màrtirs.

Y, al final, fue Corea la que se llevó el gato al agua con una creación que lleva por lema «TAC-Transtorn Amorós Compulsiu», obra del artista Pau López. Se trata de un monumento atrevido, con mucho colorido y de cierto riesgo en el montaje que gustó al jurado. El presidente de la comisión, Sergio Escrivà, y la reina de la falla, Eva García Moncho, mostraron con alegría sobre el escenario el banderín del sin duda complicado triunfo de este año.

La victoria ya se auguraba cuando el secretario de la Federació de Falles, Óscar Morant, anunció desde el escenario de la plaza Major que Corea se llevaba el premio de ingenio y gracia, otro banderín que se suma al éxito de este año.

Màrtirs, que ganó el año pasado, se tuvo que conformar en esta ocasión con el segundo premio, otorgado a la obra «Futurama. La Gandia de hui en un futur», realizada por el artista Carlos Donet y que también tiene la característica de sorprender y gustar al visitante.

La comisión de Roís de Corella, con el monumento «Pecats gandians», del artista Cristian Melià, quedó en tercer lugar de esta división de plata de las fallas gandienses, mientras que «Llegendes», de Palacio i Serra, cerró la clasificación de este año para la comisión de Beniopa.

Anoche, apenas concluyó la entrega de premios, la alegría se desbordó ante el monumento de Corea. Y es que los miembros de la comisión habían puesto mucho empeño por conseguir el banderín en este primer año de la nueva configuración de secciones.

En monumentos infantiles, en cambio, se dio el orden inverso en los premios. El triunfo fue para la comisión de Màrtirs, que también consiguió el preciado banderín de ingenio y gracia, y el segundo premio fue para Sagrada Família-Corea. Le siguieron, por este orden, los pequeños monumentos Roís de Corella y de Beniopa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook