23 de mayo de 2019
23.05.2019
Tribunales

Confirman la absolución para el hombre acusado de asesinar al presidente de una finca en la playa de Gandia

La Fiscalía y la acusación popular pedían penas de 20 años, y tras el suceso el hombre pasó cinco meses en la cárcel

22.05.2019 | 21:10
La Policía Nacional, ante el edificio cuando descubrió el cadáver.

El Tribunal Supremo ha confirmado la absolución del encargado de mantenimiento de un edificio de la playa Gandia que fue acusado de apuñalar mortalmente al presidente de la comunidad en mayo de 2014. Según consta en la sentencia, el alto tribunal confirma la absolución que dictó el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJ) y el Tribunal del Jurado, que le declaró no culpable. En el juicio, celebrado por el procedimiento del jurado, no quedó acreditada la responsabilidad del sospechoso en esta muerte, motivo por el cual se dictó absolución.
Tanto el fiscal como la acusación popular habían reclamado penas cercanas a los 20 años para el acusado, un hombre de 57 años que pasó cinco meses en prisión tras ser detenido. Los hechos se produjeron durante la tarde y noche del 27 de marzo de 2014, cuando una persona no identificada acudió al apartamento del presidente de la comunidad de un edificio de la playa y accedió al interior, donde le atacó con un cuchillo hasta provocarle la muerte.

El jurado no consideró probado que existiesen desavenencias entre el procesado y la víctima, a pesa de que éste último había convocado una junta de propietarios para los primeros días de abril a fin de reducirle la jornada laboral y alquilar la vivienda que utilizaba habitualmente, lo que implicaba una merma salarial.

El procesado, según ha quedado acreditado, sufre una discapacidad del 65 % por trastorno mental sin diagnóstico de etiología además de una hipoacusia severa con pérdida neurosensorial de oído de etiología idiopática.

La acusación particular recurrió la sentencia por considerar que no se habían tomado en cuenta «numerosos indicios de la mala relación entre el acusado y la víctima», y que se había obviado que el acusado se había autoinculpado en fase de instrucción.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook