23 de junio de 2020
23.06.2020
Levante-emv

La crisis del coronavirus frena la peatonalización del centro de Tavernes

El ayuntamiento mantiene el proyecto pero será difícil que lo ejecute este año, como estaba previsto, al no poder formalizar todos los trámites

23.06.2020 | 04:15
La crisis del coronavirus frena la peatonalización del centro de Tavernes

La peatonalización del centro de Tavernes de la Valldigna deberá esperar. La situación sanitaria por la crisis del coronavirus ha obligado al ayuntamiento a frenar el proyecto que tenía para cerrar al tráfico parte de la calle Major y el paseo del País Valencià, que se sumarían a la plaza Major, restringida desde el pasado mes de septiembre. Los motivos de este retraso son evidentes. Por una parte, el Gobierno local quiere ahora destinar todos los esfuerzos en ayudar a que la actividad económica se reactive en el municipio y también a que sus vecinos y vecinas afronten con todas las garantías de seguridad e higiene estas semanas de desescalada.

Pero en segundo lugar, hay una cuestión más práctica. Aunque es cierto que con las calles vacías durante el confinamiento se hubiera podido adelantar, al menos, en los informes de movilidad para acabar de apuntalar el proyecto, lo cierto es que quien debía realizar estos escritos, la Policía Local, también estaba velando por el cumplimiento de las normas de confinamiento impuestas dentro del estado de alarma. Por otra parte, la crisis sanitaria paralizó prácticamente toda la actividad administrativa, lo que no ha permitido avanzar en las diferentes gestiones que estaban previstas. Por ejemplo, los representantes municipales y técnicos tenían la intención de visitar municipios en los que funcionan los sistemas automáticos de control de accesos como los que se quieren implantar en Tavernes, pero la prohibición de moverse libremente lo ha impedido.

Es, como en su día adelantó Levante-EMV, un mecanismo que leerá las matrículas de aquellos vehículos que estén autorizados a acceder a las calles del centro de la ciudad y, en caso de detectar alguno que no lo esté, emitirá automáticamente una denuncia que será recibida en casa.
Desde el departamento de Movilidad, su concejal, Josep Llàcer, asegura que, pese a que se ha frenado por la pandemia, el proyecto sigue en pie y que tampoco se va a revertir el cierre de la plaza Major, que considera «muy positivo».

La peatonalización implicará el corte del tráfico en parte de la calle Major, concretamente a partir del tramo de la calle Doctor Fleming. El resto, que ahora tiene dirección oeste, es decir, de entrada hacia el casco urbano, pasará a tener dirección de circulación este, es decir, de salida, mientras que Doctor Fleming también cambiará para ser de acceso a País Valencià. La calle Carnisseria, que ahora soporta el tráfico que no puede pasar por la plaza, también se cerrará al tráfico. Podrán acceder al centro de la localidad quienes tengan garajes o negocios en la zona. Para ello, deberán primero registrar sus vehículos. El proyecto no requerirá la instalación de barreras físicas, ya que las cámaras y su sistema de reconocimiento de matriculas serán suficientes para detener a los infractores.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook