Suscríbete Ahora

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Postura

Alandete: "Habrá hotel en la Colonia Ducal solo si hay consenso con los vecinos"

Un promotor tantea la construcción de un establecimiento de alto nivel - Los propietarios ya recaban información y piden detalles del proyecto

Alandete: "Habrá hotel en la Colonia Ducal solo si hay consenso con los vecinos"

Alandete: "Habrá hotel en la Colonia Ducal solo si hay consenso con los vecinos"

La Colonia Ducal de la playa de Gandia, uno de los complejos arquitectónicos más singulares de la Comunitat Valenciana, hasta el punto de que en ocasiones ha sido propuesto para ser declarado Bien de Relevancia Local, podría cambiar su imagen con la construcción de un hotel.

Esa es, al menos, una de las ideas del promotor que el año pasado adquirió, a la familia Costa, toda la zona comercial, donde estuvo la afamada discoteca Cocoloco, entre otros espacios.

Según ha informado la Comunidad de Propietarios a los dueños de las viviendas de la Colonia Ducal, el empresario, que es el mismo que construye el hotel Senator de la playa, actualmente en obras, plantea un establecimiento «de alto estánding y tendría unas 60 habitaciones», y requeriría la elevación de una o dos plantas sobre la actual edificación.

Otra alternativa del promotor, en el caso de que no se pueda hacer el hotel, sería la apertura de establecimientos comerciales y hosteleros en esa privilegiada zona de la playa gandiense, como también ha informado la Comunidad de Propietarios, que añade que tanto por parte del promotor como del ayuntamiento, «existe la voluntad de consensuar el proyecto».

Ante la expectación y el interés mostrado por los residentes al conocer verbalmente esta iniciativa, el vicealcalde y concejal de Urbanismo de Gandia, Josep Alandete, señaló ayer a este periódico que, efectivamente, no existe todavía petición de licencias ni se ha presentado ningún proyecto en el ayuntamiento. Pero Alandete deja un aspecto claro para el conjunto de los propietarios. «Este proyecto solo saldrá adelante si va de la mano de los vecinos. Solo si existe consenso entre ellos y el promotor se hará el hotel, porque nosotros no lo aprobaremos en contra del criterio de los propietarios».

Alandete explica que, efectivamente, el tiempo aún no ha empezado a correr en la vía administrativa. Ahora bien, el responsable de Urbanismo no oculta que el ayuntamiento considera que un establecimiento hotelero de alto nivel en primera línea de la playa «puede resultar beneficioso». Tampoco es novedad la clara apuesta del Gobierno local, y en concreto el departamento de Turismo, por fomentar el incremento de la plazas hoteleras en Gandia, que se ve no solo como una inversión que genera economía, sino que también evidencia la apuesta de futuro que el capital privado hace por esta ciudad y por su turismo.

Un cambio urbanístico

La empresa podría abrir, mediante un procedimiento reglado, los establecimientos comerciales en esa zona de la Colonia Ducal. Pero no ocurre lo mismo con el hotel, que requeriría, según señalan desde el ayuntamiento, modificaciones de los parámetros urbanísticos en la parcela de ese residencial. De manera que la construcción estaría en manos del consistorio y del departamento de Territorio de la Generalitat, que comparten competencias en esa materia.

Entre quienes tienen viviendas allí las ideas del promotor ya han generado reacciones. No existe una postura definida en el colectivo de propietarios, algo que se espera que ocurra el próximo mes de agosto, después de que el empresario que ha adquirido los locales explique los detalles del proyecto.

Aun así, algunos de los residentes se muestran recelosos, sobre todo por la posible elevación de la zona construida, que podría tapar la vista al mar a algunos apartamentos, o las molestias que generarían las actividades comerciales.

Otros, en cambio, apuntan que resulta conveniente conocer qué es lo que se quiere hacer, y valoran que un hotel no tiene nada que ver con la discoteca que funcionó y que tantas molestias causó hasta su cierre, en febrero del año 2012, en virtud de un acuerdo entre el propietario y el ayuntamiento.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats