Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Solicitud

Usuarios que acuden por salud a la Font Salada de Oliva piden su reapertura

El ayuntamiento valla la zona y responde que la crisis sanitaria impide el uso de la zona para evitar contagios

La Font Salada de Oliva, con la valla perimetral que ha puesto el ayuntamiento para impedir el baño.

La Font Salada de Oliva, con la valla perimetral que ha puesto el ayuntamiento para impedir el baño. levante-emv

Usuarios de la Font Salada de Oliva están reclamando al Ayuntamiento de esta ciudad una solución urgente a las personas que necesitan de los baños en sus aguas para aliviar las enfermedades de la piel y otras afecciones que padecen, «ya que estas aguas nos dan la vida» aseguraron a Levante-EMV algunos de los afectados.

El Ayuntamiento de Oliva ha decidido durante los últimos días proceder al vallado de toda la balsa de la Font Salada para evitar los baños en sus aguas, ya que se rompió el cartel que indicaba que estaban prohibidos los baños en la zona y había mucha gente que se metía en las aguas.

El alcalde David González confirmó a este periódico que esta ha sido «la única solución que hemos encontrado porque las autoridades sanitarias nos recomiendan que se evite el baño en esta zona ante la pandemia de la Covid-19 que estamos sufriendo».

Miembros de la policía local vigilan a determinadas horas que la gente no se introduzca en el agua y hay controles policiales permanentes.

El grupo de usuarios que todos los días del año se bañaba en la Font Salada por motivos de salud han iniciado una campaña de recogida de firmas en la que se reclama «que se vuelva a permitir el baño» y, si es necesario, «que haya un control de aforo» y que se limite el acceso a la zona dadas las circunstancias actuales.

Pretenden que sean muchos los ciudadanos de Oliva y de otras localidades de la Safor los que se sumen a esta campaña para presionar al ayuntamiento.

Compartir el artículo

stats