30% DTO ANUAL 24,49€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Tavernes planea talleres para que los escolares socialicen en el colegio tras cinco meses sin clase

Ayuntamiento y directores consideran que el confinamiento puede mermar las aptitudes sociales de los niños y niñas - Las actividades estarán relacionadas con cuestiones medioambientales y también habrá refuerzo académico

Tavernes planea talleres para que los escolares socialicen en el colegio tras cinco meses sin clase

Tavernes planea talleres para que los escolares socialicen en el colegio tras cinco meses sin clase

El fin del confinamiento escolar de los niños y las niñas no arrancará cuando el próximo 7 de septiembre vuelvan a pisar las aulas después de seis meses. Porque si la pandemia supone un nuevo escenario vital para los mayores, ni qué decir cabe para los más pequeños, que, por cierto, ha habido momentos en que parecían los grandes olvidados en la gestión de toda la crisis sanitaria.

Porque, aunque la gran mayoría llevaron el confinamiento con una actitud muy positiva, más de dos meses sin salir de casa y medio año sin prácticamente tener contacto con sus compañeros y compañeras puede hacer mella en ellos. Por ese motivo, el Ayuntamiento de Tavernes, en un trabajo conjunto con los directores y directoras de los centros educativos ya trabaja en la puesta en marcha de un plan para paliar los efectos negativos del Covid-19 en la educación del alumnado del municipio, tanto en lo que respecta a la cuestión académica como en el aspecto social.

La Concejalía de Educación, con Anna Bellver al frente, va a destinar los 32.000 euros de la ayuda de la Conselleria de Educación para trabajar en dos vías. Por una parte ofrecer un programa de refuerzo escolar que incluya un talleres que ofrezcan técnicas de estudio, fomento del Pla Lector, trabajar el inglés, la expresión oral o formación sobre la educación emocional, entre otros aspectos.

En un segundo plano, acogiéndose a los objetivos de la Agenda 2030 de la Unión Europea, la comunidad educativa de Tavernes ofrecerá una serie de actividades enfocadas a fomentar la educación sostenible, es decir, que estén basadas en el cuidado del medio ambiente. Este plan cristalizará en actividades lúdicas y talleres que tomen como base el respeto al medio natural.

Según explicó la concejala Anna Bellver ayer a Levante-EMV, el objetivo de este programa es «paliar las consecuencias académicas y sociales que el confinamiento haya podido ocasionar en los niños y las niñas de Tavernes, tanto las de carácter social como emocional». En este punto, la edila recuerda que «la sociabilidad de los niños, niñas y la juventud se ha visto truncada completamente durante el confinamiento», de ahí que uno de los objetivos de este plan sea precisamente fomentar la relación. También busca aumentar la motivación de los estudiantes después de seis meses en que, si bien se han hecho clases a distancia y otras fórmulas, no han pisado el aula en seis meses y han perdido el hábito de estudiar.

Los talleres tendrán carácter escolar y extraescolar. Esto significa que algunas actividades se llevarán a cabo en horario lectivo pero en otros casos se trasladaran a horas en las que ya no hay clases. Todo ello se desarrollará, eso sí, respetando las medidas sanitarias y de seguridad impuestas por las autoridades sanitarias.

Entre las actividades dirigidas al colectivo escolar de todos los niveles de Tavernes está el fomento del deporte autóctono de la Pilota Valenciana o algunas específicas sobre el entorno rural. «Otro de los objetivos es que los y las jóvenes conozcan su entorno más inmediato, porque, de ese modo, aprenden a conocerlo y a valorarlo mejor», señalaba la concejala Bellver.

Lo que se busca con esta iniciativa es que el alumnado retorne a la normalidad lo antes posible tras más de medio año sin acudir a los colegios e institutos por culpa de la pandemia del coronavirus, eso sí, cumpliendo con todos los protocolos establecidos.

Compartir el artículo

stats