Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Monestir de Simat vuelve a mostrar sus encantos tras casi año y medio cerrado

La Generalitat ha invertido 300.000 euros en trabajos de emergencia

El Monestir de Simat vuelve a mostrar sus encantos tras casi año y medio cerrado

Casi un año y medio después de que cerrara sus puertas a los visitantes por culpa del desprendimiento de uno de los arcos góticos, el Monestir de Santa María de la Valldigna, ubicado en Simat, puede volver a mostrarse, en gran parte, como lo que es, una de las joyas patrimoniales de la historia de los valencianos y las valencianas.

El pasado sábado el cenobio volvía a recibir visitantes y fueron los primeros que pudieron comprobar la intervención que desde noviembre y hasta principios de este mes de marzo ha llevado a cabo la Generalitat. Ha sido una inversión de 300.000 euros que ha servido para subsanar los problemas que sufrían algunos de los elementos del edificio después de muchos años sin ningún tipo de intervención.

Humedades en la iglesia, la vegetación que había crecido en el campanario, peligro de desprendimiento en algunos puntos, etc. Los trabajos por parte de la Dirección General de Patrimonio y la Conselleria de Cultura han ido dirigidos a reparar estas cuestiones.

De momento solo se permiten visitas guiadas pero ya es mucho después de la travesía en el desierto que ha pasado el monumento.

La primera fue el pasado sábado y estaba formada por un total de 10 personas que no conocían anteriormente el monumento. Alguna de ellas, según informan desde el departamento de Turismo de Simat de la Valldigna, llegaba desde la provincia de Alicante.

Patrimonio confirmaba a Levante-EMV la finalización de las obras. Así, a partir de ahora ya se pueden visitar la mayoría de las estancias del cenobio, desde la iglesia hasta el palacio del abad, una de las estancias más espectaculares y que fue de las primeras que se cerró, pasando por la sala capitular y los jardines.

El único espacio al que no se puede acceder es el refectorio. Los técnicos que supervisaban los trabajos recientemente acabados en el recinto descubrieron que esta sala también sufre goteras, por lo que se intervendrá en ella próximamente.

El alcalde de Simat, Víctor Mansanet, y ahora también presidente de la Mancomunitat de Municipis de la Valldigna, se congratulaba de esta noticia y, en una entrevista publicada por Levante-EMV el pasado domingo, recordaba la importancia que tiene para Simat y toda la Valldigna este monasterio. «Es el único edificio público que tiene una ley propia y, además, es un edificio Borja», indicaba, destacando su valor histórico y patrimonial.

Visitas a 4 euros

La Conselleria de Cultura, gestionado a través de la oficina de trismo de Simat de la Valldigna, ha programado visitas guiadas al Monestir para los próximos días de Semana Santa y Pascua. En concreto, desde el Viernes Santo hasta el lunes de Pascua, todas ellas a las 11 horas y por un precio de 4 euros por persona. Para poder acudir hay que reservar previamente. Tras las fiestas se programarán recorridos guiados los sábados y domingos, aunque, como apunta la propia conselleria, durante la semana se podrán hacer visitas acordándolas previamente. La apertura y visita libre no está contemplada en estos momentos.

Compartir el artículo

stats