Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Gobierno de Oliva aprueba el presupuesto en solitario

Toda la oposición vota en contra de unas cuentas que pierden 300.000 euros por la liberalización de la autopista AP-7

El Ayuntamiento de Oliva ha aprobado, con los votos del gobierno Compromís-PSOE, el Presupuesto Municipal de 2021, equilibrado en ingresos y gastos en 23,3 millones de euros. Projecte Oliva, PP y Cs, en la oposición, votaron en contra.

La concejala de Hacienda, Ana Morell, destacó que se trata de un presupuesto «muy trabajado» con el objetivo de «mejorar el funcionamiento de la administración», y por eso se refuerza el personal de los departamentos de Intervención, Urbanismo y Modernización. También se reserva dinero para financiar proyectos con fondos de la Unión Europea, entre ellos el de la reforma de la plaza de la avenida de València, la pasarela por los muntanyars de la playa o la mejora del entorno de la Font Salada.

El portavoz de Projecte Oliva, Joan Mata, criticó la propuesta de presupuestos, que calificó de «complacientes y poco ambiciosos» con la ciudad. Se quejó de que no tuviera proyectos para los jóvenes y acusó a Compromís de plegarse «a lo que haga el PSOE». También los portavoces del PP, Salvador Llopis, y Cs, Pepe Salazar, expresaron que no son estos los presupuestos que necesita la ciudad de Oliva.

Ana Morell aseguró que «no es época para discotecas para jóvenes» y que, más que ocio, «debemos ofrecer alternativas en materia deportiva para que tengan hábitos saludables, y por eso hacemos el Skate Parck, el Pump Track o mejoramos las instalaciones deportivas».

Morell acusó a los grupos de la oposición de querer hundir las arcas municipales con propuestas que suponían perder millón y medio de euros del erario público «sin ninguna alternativa real concreta para que este dinero no se perdiera». Aun, así recordó que se ha hecho un esfuerzo y la recaudación de impuestos directos será más de 300.000 euros inferior a la del presupuesto anterior, la mayoría de ellos por la pérdida del IBI de la autopista AP-7 una vez esta carretera ha dejado de ser de peaje.

De la misma manera, crecen las transferencias de otras administraciones con cerca de un millón de euros más que el anterior presupuesto, hasta alcanzar los 7.377.220 euros que, en buena parte, se destinan a partidas para atender la emergencia social derivada de la pandemia del covid.

En la misma sesión se aprobó una modificación de créditos para sufragar las subvenciones a las asociaciones, destacando los 30.000 euros para Vedama, la protectora de animales, 27.800 para la Federació de Moros i Cristians, 25.000 para los comerciantes de ACCO, 24.000 para la Associació Artístico Musical y para la Fundació Brines, 20.000 para Cáritas Interparroquial, la Cruz Roja y la asociación el Bastidor, o 12.000 euros para la Junta de la Semana Santa de Oliva.

Compartir el artículo

stats