Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La incidencia baja en la Safor aunque sigue el riesgo extremo

Alfauir, Almiserà, Beniflà, Castellonet, Guardamar y Ròtova no tienen contagios

Varias personas hacen cola ante el Ayuntamiento de Gandia con sus preceptivas mascarillas. | LEVANTE-EMV

Varias personas hacen cola ante el Ayuntamiento de Gandia con sus preceptivas mascarillas. | LEVANTE-EMV

Habrá que esperar aún unos días para confirmar si la quinta ola de contagios del coronavirus ha empezado, como parece, a remitir. Los datos de las dos últimas actualizaciones por municipios apuntan al típico comportamiento de los picos en anteriores episodios. Tras unas semanas de importantes aumentos en la incidencia acumulada, los casos activos y los nuevos positivos llega un momento que el ritmo de crecimiento se frena para, al poco, empezar a descender.

En esa fase es en la que parece que ha entrado la comarca de la Safor. La actualización de ayer de la Conselleria ofrecía la primera bajada de los tres indicativos desde que a finales del pasado mes de junio arrancara la escalada.

La incidencia acumulada pasaba de los 766 casos por cada 100.000 habitantes que presentaba el pasado martes a los 706 registrados ayer, una bajada importante de 60 puntos si se tiene en cuenta que ya en las últimas actualizaciones el crecimiento se había moderado bastante.

A su vez, el departamento de salud de Gandia registraba ayer la cifra de nuevos contagios más baja desde principios del mes de julio, con 261 al pasar de los 14.009 del martes a los 14.276 que reportaba el informe de ayer. Hay que tener en cuenta que en la anterior actualización el incremento de contagios había sido de 405.

En lo que respecta a los casos activos, la bajada ha sido muy discreta pero, en todo caso, invita a pensar en que en los próximos días irán remitiendo a un ritmo mayor, toda vez que en las últimas semanas no había acumulado más que crecidas que se contabilizaban por varias decenas día a día. Así, actualmente hay, según los datos de la Conselleria de Sanitat, 1.252 positivos activos, cuando hace tres días había 1.358.

Esta situación refleja, a su vez, la mejora de los datos en los municipios de la comarca. Aunque la gran mayoría sigue en riesgo extremo de contagios, por encima de los 250 casos por cada 100.000 habitantes, las ciudades a las que la Generalitat impuso hace unos días el toque de queda nocturno, entre la 1 y las 6 de la mañana, han mejorado sus registros.

Gandia sigue acumulando casi la mitad de los casos activos pero de los 670 del pasado martes ha bajado a 621. También ha doblegado la curva de la incidencia acumulada al pasar de 883 a 819, por lo que la medida del Consell empieza a tener los resultados esperados. En Oliva, la incidencia ha caído hasta los 713 casos, cuando el pasado martes se encontraba en los 773, por lo que se apunta también una bajada importante. Por su parte, Tavernes de la Valldigna también ha logrado frenar el ascenso, al bajar de los 741 casos por cada 100.000 habitantes, a los 672, mientras que Xeraco también baja y pasa de los 644 a los 524.

Al margen de estas, se ha incrementado el número de localidades que han pasado a estar en situación de nueva normalidad. En total hay seis: Alfauir, Almiserà, Castellonet de la Conquesta, Ròtova, Beniflà y Guardamar de la Safor, que actualmente no tienen ningún caso activo.

Aunque los datos presentan una ligera mejoría, las autoridades sanitarias insisten en la necesidad de seguir cumpliendo con las normas y evitar las aglomeraciones sin mascarilla ni medidas de protección. En los municipios con toque de queda, además, existe la obligación de no salir de entre la 1 y las 6.

Las últimas semanas han sido de desequilibro total: mientras la vacunación avanzaba a buen ritmo, los contagios crecían de forma desproporcionada. El objetivo es ir equilibrando las dos magnitudes y para ello Sanitat sigue citando a jóvenes menores de 30 años. Para la próxima semana están citadas 9.220 personas entre los 27 y los 23 años para que reciban su primera dosis y mayores de 38 para la segunda.

En todos los casos recibirán las vacunas elaboradas por Pfizer y Moderna, ya que, por el momento, la población que debía recibir AstraZeneca ya está en su mayoría vacunada.

A lo largo de esta semana, han pasado por los seis puntos de vacunación masiva de la comarca un total de 7.331 personas, lo que supone un 80% del total de los que estaban citados por parte de la Conselleria de Sanitat, un porcentaje bastante inferior del de la anterior cuando se alcanzó el 97%.

Los ingresos vuelven a crecer hasta los 27

Aunque los datos comienzan a relajarse, los ingresos hospitalarios siguen aumentando. En Francesc de Borja de Gandia había ayer un total de 27 personas que están siendo atendidas por covid. De estas, cuatro se encuentran en la UCI, una menos que el día anterior. Además, esta semana se ha registrado una muerte de una persona que no falleció por covid pero estaba contagiada. Tenía 88 años y eleva a 281 la cifra de muertos.

Sanitat llama a 9.220 jóvenes para vacunarse la próxima semana

La citación ha llegado a personas de entre 23 y 27 años, que recibirán sus primeras dosis

t.á.c. Gandia

Compartir el artículo

stats