Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vicent Mascarell Tarrazona | Concejal portavoz del PSPV-PSOE de Gandia.

"El hecho de tener una ministra de Gandia ya es una ayuda silenciosa e imparable"

«Coincidiendo con el Año Jubilar de San Francisco de Borja, la diputación abordará la reforma de la Colegiata de Gandia» «Con José Manuel Prieto de alcalde, el Pacto del Serpis con Compromís-Més Gandia Unida es más fuerte que nunca»

Vicent Mascarell, concejal de Turismo, Next Generation y portavoz del PSPV de Gandia y responsable de Hacienda en la diputación.                      | ÀLEX OLTRA

Vicent Mascarell, concejal de Turismo, Next Generation y portavoz del PSPV de Gandia y responsable de Hacienda en la diputación. | ÀLEX OLTRA

Quería comenzar por el turismo. ¿Cómo lleva Gandia este segundo verano de covid, atípico y complicado para el sector?

Pienso que el covid ha sido un desastre, pero también, en muchos aspectos, una oportunidad. El covid nos ha permitido avanzar en fortaleza y mejorar como destino turístico. Gandia ha acelerado un proceso de transformación para adaptarse a esta nueva realidad en la que la innovación y la sostenibilidad son el futuro.

¿Cree que Gandia resiste mejor esta situación, por aquello de que una parte importante de los visitantes son de procedencia nacional?

Es evidente. Somos un destino previsible con un público muy fiel, y eso nos ha permitido resistir mejor a esta pandemia, pero no debemos renunciar a ser un destino que busque más allá de las fronteras de España.

¿Qué necesita Gandia para seguir posicionándose en ese mercado complejo en que se ha convertido el turismo?

Profesionalidad y calidad. En este momento quiero poner en valor el esfuerzo que ha hecho el sector turístico de Gandia. El turismo será sostenible o no será y en un mundo, como has apuntado, tan competitivo, Gandia tiene que aportar un valor añadido. Tenemos que ser más que sol y playa, y ahí juega un papel fundamental la calidad y la seguridad, en el sentido más amplio, ante otros destinos que son competidores, como el Magreb, Egipto y de otros internacionales.

Gandia no es Daimús y Xeraco, dicho sea con respeto a estos municipios. ¿Esta ciudad aspira a un modelo Benidorm?

Gandia tiene que aspirar ser un destino con personalidad propia que complemente a Benidorm y a València. Pero sobre todo creo que es tiempo de que Gandia aprecie que el turismo es una industria, no simplemente ocio, sino añadir inteligencia, compromiso profesional, calidad y estabilidad. Tenemos que ser capaces de generar un destino propio en el que al sol y playa se añada nuestra historia, la oferta gastronómica o los parajes naturales. En ese sentido, la alianza Gandia y comarca de la Safor es fundamental para afrontar estos nuevos retos.

¿Y para cuándo las inversiones previstas del Plan de Turismo Sostenible del ministerio?

Las obras se licitarán a finales de verano. Y estamos hablando no solo de ese plan, sino de otras muchas inversiones público-privadas que nos permiten afirmar que nunca se habrá invertido tanto dinero en tan poco tiempo en nuestra playa. Vamos a transformar el destino turístico de Gandia para hacerlo más sostenible, más atractivo y en el que la calidad sea el valor a ofrecer.

Acaba de asumir nuevas competencias en el Gobierno de Gandia a raíz del nombramiento de Diana Morant como ministra. En primer lugar, ¿usted también quedó sorprendido?

Totalmente.

¿Y qué espera?, ¿cómo puede ayudar la nueva ministra de Ciencia e Innovación y exalcaldesa a esta ciudad?

El simple hecho de tener una ministra de Gandia ya es una ayuda silenciosa e imparable. Obviamente, Diana es algo más que eso. Es la ministra de todos los valencianos y valencianas y siempre será exalcaldesa de Gandia. Todo lo que eso supone ya es una ayuda suficiente.

¿Y por su buena relación con la ministra ha asumido usted la gestión de los fondos europeos Next Generation en el ayuntamiento?

La gestión de los fondos europeos es una oportunidad para la ciudad, para la comarca y para el país. No podemos dejar pasar este carro, y ahí tenemos una alianza y una oportunidad excelente por tener a Diana Morant como referente en esa materia.

¿Está cuantificado cuánto dinero puede llegar a Gandia o a la Safor?

No. Pero está claro que de los 140.000 millones, una parte importante irá a las administraciones locales. Nuestro reto es gestionar debidamente ese dinero con los parámetros que marca la Unión Europea para acelerar el proceso de modernización de la ciudad, sobre todo en el ámbito de la innovación, la eficiencia energética y de la sostenibilidad turística.

Le pregunto del Gobierno de Gandia, del ‘Pacto del Serpis’ entre el PSPV-PSOE, su partido, y Compromís Més Gandia Unida. ¿Está haciendo aguas por todos los lados?

En absoluto. Ese pacto, con José Manuel Prieto de alcalde, es más fuerte que nunca. Nuestro pacto es para los ciudadanos, y en eso creo que coincidimos con los socios.

Pero hay tres proyectos en que han chocado. El hotel de la Colonia Ducal, el proyecto del «glámping» y ahora la prolongación de la CV-60. ¿Compromís es desleal con el ‘Pacte del Serpis’?

Compromís algunas veces no sabe qué es lo que quiere. No se puede estar en la trinchera y al timón al mismo tiempo. Deslealtad es una palabra demasiado dura. Lo que sí hemos echado en falta es empatía por su parte.

¿La prolongación de la CV-60 es necesaria para Gandia y la comarca?

Es vital. No solo es una carretera que vertebra el país, las Comarcas Centrales y que contribuye a corregir un error histórico en infraestructuras, sino también la vía que nos conecta con Europa a través del Corredor Mediterráneo. No podemos volver a cometer los errores del pasado, y ahí el Gobierno de Gandia debe liderar la defensa de los intereses de la ciudad.

Como responsable de Hacienda de la Diputació de València le hago la pregunta del eterno debate. ¿Usted es partidario de desmantelar las diputaciones, de mantenerlas, de reforzarlas?

En primer lugar, en esta legislatura se ha iniciado un silencioso e imparable desmantelamiento de la diputación, derivando millones de euros a los ayuntamientos. Confiando firmemente en la autonomía municipal y que sean los alcaldes quienes digan dónde invierten ese dinero. Quisiera destacar que a Gandia y la Safor no le ha sentado nada mal que sea diputado de Hacienda. Nunca habían llegado tantos recursos. Prácticamente se han cubierto las demandas de los alcaldes, y quiero anunciar que, coincidiendo con el Año Jubilar de San Francisco de Borja, la diputación abordará la reforma de la Seu Colegiata de Gandia. El desmantelamiento de la diputación es silencioso. Pero también quiero añadir que el PSOE ha marcado en su línea estatutaria que las diputaciones tienen que centrarse en los municipios pequeños.

Como gato viejo de la política, ¿qué consejo le ha dado a su compañero y ahora alcalde José Manuel Prieto?

Sinceramente, ninguno. Ni se lo he dado, ni él me lo ha pedido. Pero sí pienso que, por su formación, capacidad y dedicación, José Manuel puede ser uno de los mejores alcaldes de esta ciudad. Es una persona con las ideas claras, que sabe que Gandia tiene que ser capital y, sobre todo, aspira y anima a la proximidad y a construir la ciudad barrio a barrio.

¿Y como miembro de la dirección del PSPV-PSOE en València, usted también ve a Diana Morant como candidata a la presidencia de la Generalitat dentro de dos años?

Dentro de dos años veo candidato a Ximo Puig. Diana ya era y es la vanguardia del PSPV y, como he dicho antes, no solo es la ministra de Ciencia e Innovación del Gobierno de España, sino también la representante de los valencianos y las valencianas en el Consejo de Ministros. Dicho eso, el presente se escribe con Ximo Puig y el futuro se dibujará, seguro, con una presencia activa de Diana Morant.

«El presente del PSPV es Ximo Puig y el futuro se dibujará con Diana Morant»

«José Manuel Prieto sabe que Gandia tiene que ser capital y aspira a construir la ciudad barrio a barrio»

Compartir el artículo

stats