Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Bellreguard exige sentido cívico a los dueños de animales

El municipio lanza una campaña para concienciar a los amos de perros sobre la necesidad de limpiar las calles

Cartel de la campaña en una farola de Bellreguard. | LEVANTE-EMV

Cartel de la campaña en una farola de Bellreguard. | LEVANTE-EMV

Bellreguard se enfrenta a uno de los problemas más comunes de las ciudades. Se trata de la irresponsabilidad de algunos amos de perros que ni recogen, ni limpian, las necesidades de sus mascotas.

Desde el ayuntamiento son conscientes de que los perros no pueden «elegir donde toca, o no, hacer pis, ni pueden recoger sus excrementos». Por eso, instan a los dueños de estos animales ha ser responsables y cuidar el pueblo llevando siempre bolsas y una botella de agua con desinfectante.

Bajo el lema «El pipi em destrueix» el ayuntamiento del municipio inicia una campaña de cartelería, tanto en las calles del pueblo como en la playa, pidiendo responsabilidad. En este cartel hacen referencia al impacto que tienen los orines en la base de las farolas.

El concejal de Deportes, Agricultura y Medio Ambiente, Marcos Haro, aseguró en una conversación con Levante-EMV que «las farolas del pueblo se están oxidando y deteriorando con mucha velocidad, más de la normal», además, añadía, «es un deber de todos los ciudadanos cuidar el mobiliario municipal».

Pero el problema no solo afecta a las farolas. El edil afirma que se encuentran excrementos de perros en cualquier parte del pueblo, sobre todo en las calles y en los parques municipales.

La reivindicación llegó al edil por parte de la misma ciudadanía, quienes trasladaron sus quejas directamente.

Desde el municipio ya se han llevado diversas campañas sobre la responsabilidad de los dueños con sus mascotas como la de concienciación sobre la importancia de la vacunación e identificación de los animales de compañía.

Compartir el artículo

stats