Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Educación mantiene cinco aulas de 2 años en la Safor tras quitar solo una a Gandia

El CEIP Roís de Corella tendrá dos, mientras que Sant Francesc y Montdúver abrirán una y en Tavernes cambia del Magraner al Alfàndech

El colegio Roís de Corella albergará dos aulas de dos años a partir del próximo curso. | XIMO FERRI

La Conselleria de Educación implantará finalmente cinco aulas de infantil 2 años en la comarca de la Safor el próximo curso. Son dos menos de las que había incluido en la propuesta inicial de arreglo escolar, conocida hace unos meses. Quedan sin efecto una de las dos del colegio Sant Francesc de Borja de Gandia y la del CEIP Lluís Vives de Oliva. Por su parte, mantiene cuatro en la capital comarcal y una en Tavernes.

En la configuración definitiva, el departamento que ahora dirige Raquel Tamarit no ha tenido prácticamente en cuenta las alegaciones presentadas por el Consell Escolar Municipal de Gandia, que no estaba a favor de que se abrieran estas unidades, en primer lugar por que los espacios no estaban habilitados y en segundo porque choca con la oferta de las «escoletes».

En la propuesta, el Consell había previsto para Gandia un total de 5 aulas de 2 años: dos en el colegio Sant Francesc de Borja, otras dos en el Roís de Corella y una en el Montdúver.

El organismo que aglutina al ayuntamiento, colegios y familias presentó alegaciones reclamando a la Conselleria de Educación que retrasara la implantación de estas unidades al siguiente curso, el 2023-2024 al considerar que los centros mencionados no tenían los espacios habilitados ni tampoco tiempo para llevar a cabo la actuación.

El ayuntamiento consideraba, además, que la red de «escoletes» públicas tiene capacidad suficiente para absorber la demanda y que la extensión de este sistema en la ciudad podría afectar el funcionamiento de los centros municipales que acogen a niños y niñas de entre 0 y 3 años.

Pese a ello, la Generalitat ha dicho que adelante con casi todas las aulas de 2 años para el próximo curso en Gandia. De las cinco previstas en principio, finalmente se pondrán en marcha cuatro. Educación ha descartado una de las dos previstas en el Sant Francesc de Borja.

La concejala de Educación, Carmen Fuster, reconocía ayer que, finalmente, no habrá problema para que las aulas estén listas en septiembre. Representantes del consistorio, con ella misma al frente, visitaron los centros y «comprobamos que se trata de actuaciones sencillas que se pueden llevar a cabo en poco tiempo», indicaba.

En el caso del Sant Francesc de Borja, el edificio cuenta con el espacio, un aula, aunque no se encuentra habilitado, lo mismo que ocurría en el Montdúver. En el caso del Roís de Corella sí que dispone de las dos aulas y, además, ambas están habilitadas para acoger a niños de 2 años, aunque también serán sometidas a obras.

Fuster explicaba que la actuación es sencilla, ya que se trata de habilitar un baño especial y un cambiador, ya que la mayoría en este nivel educativo sigue utilizando pañal. Será el ayuntamiento el que se haga cargo de llevar a cabo estos trabajos.

La edila de Educación no esconde que esta decisión de implantar aulas de dos años en los colegios públicos tendrá efecto en la red de «escoletes» públicas de la ciudad y aseguraba que, en caso de que se vaya imponiendo el modelo en los colegios públicos, «deberemos repensar la ciudad a nivel de la educación de 2 a 3 años», indicaba.

El Consell Municipal de Oliva, por su parte, también pidió que no se abriera un aula de dos años en el CEIP Lluís Vives. La petición de retirada, en este caso, sí que ha sido escuchada por parte de la Conselleria de Educación.

En el caso de Tavernes de la Valldigna se mantiene el aula, aunque cambia de centro. En principio se había previsto para el CEIP Magraner. Este colegio, sin embargo, no contaba con un espacio habilitado y, además, está pendiente de una reforma integral del Pla Edificant que aún lo ponía más complicado. Además, la «escoleta» Víctor Calatayud se encuentra en el mismo barrio, de ahí que el Consell Escolar Municipal propusiera la apertura de este recurso para niños y niñas de 2 años en el CEIP Alfàndech. El ayuntamiento asumirá la obra para habilitar el espacio.

Compartir el artículo

stats