Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Así frena Gandia las picaduras de medusa

Un total de 14 embarcaciones recogen ejemplares durante todo el verano

Bañistas cerca de la costa en la playa de Gandia. | NATXO FRANCÉS

Como cada verano, el Ayuntamiento de Gandia ha renovado el convenio con la Cofradía de Pescadores para la retirada de medusas de sus playas. Este año, un total de 14 barcas navegan por la zona costera para reducir en la medida de lo posible la acción d este especia que provoca un importante escozor si roza con la piel.

Fernando Sabater muestra más de una decena de cubos llenos de medusas. levante-EMV

El acuerdo, que es pionero en la ciudad desde hace años, tiene el principal objetivo de limpiar las playas de medusas para el bienestar de los y las visitantes. La concejala de Pesca, Alicia Izquierdo, destacaba que «se trata de una campaña que favorece la calidad y la mejora del agua cara a la temporada turística».

La recogida de medusas se realiza en pleno periodo de verano y finaliza el próximo 12 de septiembre, debido a que durante la temporada estival, la temperatura del mar es más elevada, y por lo tanto, favorece su aparición en zonas llenas de bañistas.

Uno de los pescadores que realiza esta labor es Fernando Sabater. Justo ayer publicaba en sus redes sociales una imagen en la que se podía apreciar la gran cantidad de medusas que se están sacando del mar este año, debido al aumento de la temperatura del agua.

Sobre el proceso de recogida, explicaba que «cada barco sale dos veces, va recorriendo poco a poco la costa y, una vez localizada la medusa, se recoge manualmente con cubos. Cuando mueren, las devolvemos al agua», detallaba. Desde su experiencia, asegura que l’Auir es la zona donde se recuperan más medusas.

Este trabajo hace que se reduzca el número de ejemplares que llegan a la costa y, por tanto, evita que sus venenosos tentáculos provoquen picaduras que, en algunos casos, pueden muy dolorosos.

De media, las embarcaciones que salen a realizar esta labor están recogiendo este verano alrededor de 25 cubos llenos de medusas.

Una vez firmado el convenio con la dirección de la Cofradía, se sortean los días para salir al mar, que suelen ser especialmente los fines de semana, ya que, según la concejala Alícia Izquierdo «de lunes a viernes las barcas trabajan en su labor principal de recoger el pescado».

La ruta principal se inicia en el puerto de Gandia. Desde allí, la barca se acerca hasta el máximo permitido de la costa de la Platja Nord de Gandia. La edil señalaba que «cerca de la orilla es donde más medusas se concentran».

Izquierdo avalaba ayer, en conversación con este periódico el éxito de la iniciativa y apuntaba que «desde su puesta en marcha ha descendido el número de picaduras gracias a la ayuda de la Cruz Roja de Gandia».

El convenio se encarga de sufragar tanto la labor extra que realizan los pescadores como la cantidad de combustible que se invierte en las rutas. La cantidad económica varía según el año, pero ronda entre 20.000 y 30.000 euros.

Por su parte, el presidente de la Junta del Distrito del Grau, Miguel Ángel Picornell, añadió que «tiene muchas ventajas para el sector pesquero y turístico: permite a los pescadores ingresar un dinero extra y evitar gran parte de las molestas picaduras de medusas a los visitantes de nuestras playas».

La iniciativa ha ayudado a limpiar de medusas la zona que utilizan los bañistas. Izquierdo se mostró agradecida «a las barcas del puerto por turnarse los fines de semana de los meses de julio, agosto y septiembre para limpiar el litoral».

Compartir el artículo

stats