M.ª del Mar Valls, Valencia

La oferta de «Circuit Off» de teatro en la ciudad de Valencia no para de crecer. Además de las salas oficiales como el Principal, el Moratín o la sala Talía, existen otros muchos pequeños espacios con programaciones regulares que muestran un teatro más arriesgado y que se mantienen gracias a su trabajo y a las pequeñas ayudas que reciben del Ayuntamiento y de Teatres de la Generalitat Valenciana.

En los últimos años este arte más alternativo se ha ido abriendo paso en la sociedad valenciana, y a día de hoy existe un circuito no oficial de teatro en el que los espectadores más atrevidos pueden disfrutar de una amplia oferta de programaciones regulares en varias salas repartidas por toda Valencia.

En el centro de la ciudad se encuentra el teatro Los Manantiales. Esta sala privada ofrece a sus espectadores un teatro contemporáneo y experimental, además de danza. Cuenta con una compañía propia que realiza diferentes disciplinas artísticas y que ahora mismo está de gira por todo el país. El espacio de esta sala es muy reducido, entre 75 y 80 personas pueden disfrutar de jueves a domingo de la actuación de artistas profesionales que provienen de diferentes lugares de España.

El problema más grave que tienen estos pequeños locales es su financiación. Los Manantiales cubre sus gastos de alquiler gracias a las ayudas del Ayuntamiento de Valencia, y las compañías que actúan en él cobran la taquilla del día. Esta sala también recibe ayudas de Teatres de la Generalitat Valenciana, pero se quejan de que son insignificantes.

La calle Túria posee también un escenario de teatro alternativo, la sala Off. Este local cuenta con una escuela de teatro y de cine en la que se imparten clases de arte dramático, de cine y de música. Además también posee una compañía de teatro profesional. Alrededor de 100 butacas forman la sala, que se sustenta principalmente con los ingresos de sus dos socios y con los honorarios de la escuela de teatro.

En octubre de 2003 la sala Espacio Inestable comenzó su primera programación regular. Éste es un teatro fundado por una cuadrilla de estudiantes de filología que empezaron en el grupo Tres Teatre de la facultad, y que con el paso del tiempo fueron alquilando locales para realizar sus representaciones, hasta que fundaron esta sala. Realizan un teatro distinto, que lo combinan con danza, música y «otros contaminantes».

Para ellos es muy importante el trabajo con el cuerpo, al igual que las nuevas propuestas de escritores, de directores y de actores. Su teatro es contemporáneo y de calidad. En torno a 50 personas pueden llegar a disfrutar de sus representaciones, que se subvencionan con lo que sus miembros aportan, y desde este año con las ayudas de Teatres y del Ayuntamiento, aunque para ellos las subvenciones son lo menos importante, lo más importante es hacer teatro.

Veteranos

Para el teatro Círculo su punto fuerte son sus propias creaciones. Esta sala es una de las más veteranas en este arte alternativo. Nació en 1993 como Sala Círculo, y diez años después se convirtió en el teatro Círculo. Alrededor de 30 personas pueden disfrutar de las representaciones de su propia compañía, y al final de temporada siempre hay alguna función de grupos procedentes de fuera de Valencia.

También muy veterano es Carme Teatre, que como la mayoría de salas alternativas, sólo dispone de 80 localidades, y que, además de producir sus propios montajes, ofrece su espacio a compañías invitadas. Sus producciones, características del teatro experimental, se basan sobre todo en las dramaturgias contemporáneas, haciendo especial hincapié en los autores valencianos.