04 de octubre de 2010
04.10.2010
Rosario Mohedano

«Mi hijo no habla, pero ya tararea canciones»

Es una de las sobrinísimas de este país. Hija del hermano de «la más grande», Rosario Mohedano —más conocida en el papel «couché» como Chayo— habla de sus intereses profesionales y su papel como madre.

04.10.2010 | 07:30
«Mi hijo no habla, pero ya tararea canciones»

En Mira Quién Baila se atrevió con un tango. Entonces, eso podría suponer que la veremos bailando en espectáculos...
[Risas] No, no, no. Quizás más adelante me atreva, pero todavía necesito soltarme.
Ahora que está haciendo sus pinitos como actriz, ¿cree que tiene posibilidades de conseguir el papel de Rocío Jurado en la serie que se está preparando sobre su vida?
Como cualquier otra que se presente. Es verdad que la productora pensó en mí en un principio para interpretar a mi tía Rocío en sus inicios y me alegré muchísimo, pero también soy consciente de que no soy actriz.
Pero supongo que le encantaría, que le haría mucha ilusión...
Claro que me gustaría. Si lo hago yo, seré feliz y si no lo hago yo, también seré feliz. Porque sé que será la historia más verídica que se ha contado sobre Rocío Jurado y estará asesorada por nuestra familia [Rocío Carrasco, la hija de la cantante, y Amador Mohedano, su padre, están colaborando estrechamente con los guionistas] e interpretada por profesionales.
Compagina una agenda muy apretada con su reciente maternidad, ¿se considera una supermamá?
Lo llevo fatal, muy mal. Son muchos días fuera de casa y no paro de acordarme de mi niño. Hoy todas las madres son unas supermamás. Mi madre ya lo era porque toda su vida la dedicaba a su familia y ahora, las mujeres también trabajamos fuera y no podemos estar 24 horas dedicadas a estar en casa. Tengo mucha suerte de tener a mi familia conmigo y de que mi madre, mis hermanos y mi tía cuiden a mi hijo; eso es una tranquilidad porque sé que está en buenas manos.
Cuando dijo en casa que quería ser cantante, creo que no se lo tomaron muy bien.
No, porque conocían el mundo del espectáculo y sabían lo que era realmente. Mis padres preferían que siguiera con mis estudios.
Que no le extrañe que su hijo también nos salga artista...
Me gustaría que cantara. Mi hijo todavía no habla pero ya tararea y me encantaría que cantara, pero en su casa. El mundo del artista es muy sacrificado y requiere estar muchos días fuera de casa y, sobre todo, tratar de rodearse de buena gente siempre.
Amador Mohedano no sólo es su padre, también es su mánager. ¿Complicado mezclar familia y trabajo?
Es un lujo. Él lleva casi cuarenta años dedicado a este mundo y me da muy buenos consejos, como padre y como mánager.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine