30% DTO ANUAL 24,49€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vámonos de viaje

Málaga: Tapeo e historia al calor del arte contemporáneo

La capital provincial aglutina todas las actividades posibles a caballo entre el turismo más 'hipster' y el más playero

Panorámica de la ciudad.

Panorámica de la ciudad. SHUTTERSTOCK

Se ha convertido en una de las ciudades del sur con más carisma. Málaga sabe recibir al turista y eso se nota. Arte, gastronomía e historia se unen a su ya de serie oferta playera para recibir al visitante con los brazos abiertos. Así, una ruta a través de una playa, una tapa, historia, un vino y arte puede ser el mejor aliado para pasar una jornada perfecta en la capital provincial. Y aunque cuenta con un sinfín de lugares a los que acudir a echar un buen rato, lo cierto es que hay algunos que quien llega de fuera no puede dejar de visitar.

Mapa: Izaskun Garaizabal

LA PLAYA

La Malagueta está entre el puerto de Málaga y la playa de La Caleta. Recibe el nombre de su barrio homónimo, que se ubica en el centro de la ciudad. Junto a ella se encuentra el Hospital Noble y la Plaza de Toros.

Tener la playa en plena ciudad es una gran ventaja. Empezar esta ruta dándose un buen baño y tomando un poco el sol es perfecto para abrir el apetito para lo que viene después. La Malagueta, con 1.200 metros de largo, es el arenal más cercano al puerto. Incluida en algunos famosos listados como una de las mejores playas de España, más allá de ser un estupendo y familiar solar donde disfrutar del buen tiempo, cuenta con algunas curiosidades a su alrededor, como por ejemplo el cementerio inglés, primer camposanto protestante de España y bien de interés cultural. Además, el arenal está vigilado por el Castillo del Gibralfaro, construido en el siglo XIV para proteger la Alcazaba.

La plaza de toros o el Museo del Patrimonio Municipal son otras dos paradas colindantes a La Malagueta, aunque los que quieran empezar el día con tranquilidad tan solo tienen que tumbarse en sus oscuras arenas y disfrutar.

LA TAPA

En el restaurante Refectorium Catedral se pueden encontrar suculentas tapas, como la de ensaladilla, recomendada por todos los usuarios. También ofrecen menú y carta a través de una cocina tradicional e innnovadora a la vez.

Justo al lado de la catedral de la ciudad, los bares de tapas y restaurantes esperan ávidos a los buenos comensales. Los boquerones en vinagre, la fritura malagueña o las gambas al pil-pil son algunos de los manjares de la capital, aunque parece que el bocado que triunfa por excelencia es el de ensaladilla rusa. Verum Restaurante & Tapas se ha alzado este año con el premio a la mejor tapa de este típico plato, aunque dentro de las recomendaciones de los usuarios se pueden encontrar numeroso lugares donde acudir. El Restaurante Refectorium, justo al lado del templo, es uno de ellos.

Además, la catedral de Málaga, frente a la plaza del Obispo, es considerada una de las joyas renacentistas más valiosas de Andalucía. De estilo renacentista, hasta el año 2012, fue el segundo edificio más alto de Andalucía, solo superado en su torre por la Giralda. La altura de sus bóvedas a nivel español solo es superada por la Catedral de Palma, siendo uno de los quince templos europeos con mayor altura en sus naves.

La Catedral de la Encarnación se encuentra dentro de los límites de la desaparecida muralla árabe sobre el solar de la primitiva mezquita aljama, lugar donde los Reyes Católicos ordenaron erigir un templo cristiano tras conquistar la ciudad en 1487.

LA HISTORIA

La Alcazaba de Málaga es uno de los monumentos más visitados por los turistas. De época musulmana, está situada a los pies del monte Gibralfaro, donde está el Castillo defensivo árabe al que estaba unido por un pasillo resguardado. Información de visitas.

Para zambullirse un poco en la historia de Málaga, una de las visitas que no se pueden dejar pasar es la de la famosa Alcazaba. Este palacio fortaleza que se encuentra junto al teatro romano y frente al edificio de la Aduana, es una oportunidad para ver en solo unos metros la unión de las culturas romana, árabe y renacentista. Su componente militar la hace una de las obras más importantes musulmanas conservada en EspañaFue construida entre 1057 y 1063 según los historiadores musulmanes a instancias del rey de taifas bereber de Granada, Badis, aunque en 1279 la conquista Muhammad II Ben al-Ahmar y pasa al reino Nazarita. A su alrededor había un barrio, hoy totalmente desaparecido, que tenia incluso su sistema para evacuar las aguas fecales y letrinas en casi todas las casas, lo que acredita el alto nivel de civilización que existía en esos momentos.

Panorámica de la Alcazaba con la catedral al fondo./ Archivo

EL VINO

El Pimpi es una de las bodegas más famosas de la localidad costera. Fundado en 1971, está ubicado en un antiguo caserón malagueño del siglo XVIII. Allí decenas de famosos han dejado su rúbrica estampada en los barriles de vino. Los 'pintaíllos' -mezcla de fino y vino dulce- son típicos de la zona.

Si hay un lugar al que acudir para tomar un buen vino -y también unas tapas- es El Pimpi. Esta bodega histórica es la más famosa de Málaga y, por ende, ha abierto sus puertas en más de una ocasión a personajes muy conocidos. La familia Picasso, Carmen Thyssen, Antonio Banderas o la Duquesa de Alba son algunos de ellos. Con distintas salas y patios, se ha convertido en todo un templo turístico donde merece la pena tomarse un buen vino.

Su nombre hace referencia a la figura del Pimpi, un personaje popular malagueño que ayudaba a las tripulaciones y pasajeros de los barcos que llegaban al puerto de la ciudad. Pronto se convirtieron en los primeros guías de Málaga para todo aquel que no la conocía, famosos por su atención y trato.

En Málaga, el vino dulce es muy típico, aunque también cuentan con rosados, tintos, blancos e incluso espumosos. El dulce más conocido es el Málaga Virgen, aunque también hay otros como Pajarete, Andresito Moscatel, Jarel o Zumbral.

EL ARTE

Con Routart Málaga los aficionados del arte, las galerías y sus autores pueden realizar visitas guiadas por las distintas exposiciones de la ciudad y que están encabezadas por profesionales del mundillo. Routart promociona así el espacio de más de una treintena de artistas y ofrece rutas para grupos, de cuatro horas, con noche de hotel o a una galería, estudio o museo.

Como colofón final, qué mejor manera que terminar el día a través del arte contemporáneo, las galerías y lo más urbano. En el Barrio de las Artes de la ciudad, más conocido como Soho Málaga, artistas de toda índole se aglutinan por las calles. Con punto de partida desde el Centro de Arte Moderno, de entrada gratuita, cada esquina o pared esconde todo tipo de grafitis y dibujos que no dejarán indiferente a nadie. También, en el Soho, se ubica el conocido Teatro Alameda.

La zona nació de la iniciativa ciudadana, que a finales de la primera década del año 2000 tuvieron la idea de crear un distrito cultural con el propósito de fomentar la reactivación del barrio. Mercadillos de intercambio, muestra de vídeocreaciones, talleres, fotografía, música y el teatro son referentes en el lugar, que ha reconvertido la concepción de la ciudad como sinónimo de playa y sol.

Panorámica del edificio principal del Soho.

Cartel.

Edificio principal del Soho.

Una de las calles del barrio de las artes.

Pinturas murales en las calles./ Álex Zea

Los grafitis son santo y seña del barrio./ Álex Zea

Una de las calles del barrio de las artes malagueño./ Álex Zea

Obey realizando la pintura mural del Soho./ Álex Zea

«

»

En la siguiente publicación:

Cerdeña

Compartir el artículo

stats