La Policía Nacional ha detenido en el aeropuerto de Alicante-Elche 'Miguel Hernández', en dos intervenciones distintas, a un hombre de 38 años de nacionalidad lituana buscado por las autoridades noruegas por delitos contra la salud pública y a otro de 41 años de nacionalidad estonia por apropiación indebida, según ha informado la Jefatura en un comunicado.

El primero está acusado de pertenecer a un grupo criminal dedicado a la producción, transporte y venta de drogas, concretamente anfetaminas, cannabis y cocaína en Noruega, por lo que se enfrenta a una pena de prisión de 21 años.

Al parecer, el fugitivo alquiló un container que fue intervenido en Ramnes con un total de 10 kilos de anfetaminas, 11 de cannabis y 600 gramos de cocaína.

Los agentes, en base a un señalamiento grabado en las bases de datos de la Policía Nacional, estaban alertados de la presencia del prófugo de la justicia noruega en un vuelo procedente de Lituania a las 23.00 horas. Por ello, al llegar el vuelo inspeccionaron el avión y localizaron y arrestaron al acusado, que fue puesto a disposición del Juzgado Central de Instrucción de la Audiencia Nacional que será el encargado de decidir sobre su extradición.

Por otro lado, durante esta primera semana del año, también en el filtro de control de pasajeros del aeropuerto de Alicante-Elche, la Policía ha arrestado a un individuo de nacionalidad estonia y buscado por las autoridades alemanas desde el día 17 de diciembre de 2020.

En concreto, está acusado de haberse apropiado ilegalmente de más de 150.000 euros, creando para ello, una empresa ficticia de inversiones de capital, delito por el que se enfrenta a 10 años de prisión.