Nuevo sobresalto en la cárcel de CáceresUn preso ha intentado fugarse este jueves, trepando por los tejados de este recinto de máxima seguridad. Los funcionarios ya habían redactado hasta cuatro partes de comportamiento sobre este recluso y sus intentos de fuga en los últimos 14 días, según informan fuentes cercanas a la prisión cacereña. Aunque desde la dirección del centro subrayan que "se ha subido al tejado pero no sabemos con qué pretensiones".

Los partes que se redactan acerca de comportamientos extremos de reclusos, como es el caso de intentos de fuga, se hacen necesarios ya que, llegado el caso, si finalmente se produce una fuga "piden serias responsabilidades a los funcionarios; incluso con expedientes", apuntan esas mismas fuentes.

Informes

De hecho, los funcionarios habrían dejado constancia en esos últimos informes de que "existía riesgo de fuga". Los mismos funcionarios se quejan de que desde instancias superiores se ha justificado el comportamiento del recluso debido a problemas de salud mental. Una situación que ha llevado generar de nuevo malestar entre la plantilla de la cárcel, que acumula numerosas tensiones por un problema subyacente que los sindicatos han denunciado en varias ocasiones: la falta de personal.

Bajo supervisión médica

El director del centro penitenciario, Nahum Álvarez, manifiesta que el preso lleva en la cárcel cacereña "escasas semanas y está bajo supervisión médica" por problemas de salud mental.

Y asevera que el interno "se ha bajado sin ofrecer resistencia, después de que los funcionarios le hayan exhortado a ello".

Agresión

Uno de los últimos sucesos acaecido en la prisión de Cáceres que ha trascendido fue una denuncia de agresión a los funcionarios el 16 de septiembre, y que CSIF calificó de "grave incidente" entre un interno clasificado en primer grado de tratamiento y cuatro trabajadores.