01 de marzo de 2019
01.03.2019

El enigma del tiempo

Fantasmata es una pieza de danza dirigida por la coreógrafa Cristina Núñez que pretende reflexionar sobre la confusa noción del tiempo porque el enigma del tiempo es el de la vida misma.

01.03.2019 | 04:15
El enigma del tiempo

Fantasmata es el resultado de una investigación sobre el tiempo y su relación con el cuerpo. Una obra que pretende crear una especie de hiato, un mientras tanto, una digresión entre nuestro tiempo y el que vendrá a través de la observación de lo que normalmente pasa desapercibido. Es un acto de resistencia tangencial a la aceleración, fragmentación y dispersión del momento. Es una respuesta al exceso de información y de opinión que da lugar a un horror a veces insostenible. «Este trabajo es una experiencia basada en la percepción apostando por un lenguaje abstracto. Para mí la danza es una experiencia fundamentalmente sensorial y somática y que puede hacer todo el mundo, no solo la gente virtuosa. Con este trabajo pretendo que el espectador pueda tener una experiencia similar a bailar pero sin moverse ni interactuar.; similar al acto de contemplar un cuadro abstracto o leer un poema. Parto de interrogantes y trato de crear piezas que sigan desplegando interrogantes. Me interesa lo sutil, lo íntimo, la sencillez, la evocación mucho más que la explicación. Pretendo establecer un diálogo con el espectador diferente al que puedo establecer en una conversación hablada. Relacionarme con él a través de lo abierto y lo desconocido» explica la coreógrafa Cristina Núñez. «Como dice el pintor Sean Scully 'La persona que provoca el arte es la persona que lo contempla'. En esta pieza cada espectador puede tener una lectura completamente diferente y su estado va a determinar como lo viva. Yo podría contar de dónde vienen los materiales, el por qué de cada decisión... pero me parece lo menos relevante. Me interesa lo que pueda completar el espectador y dónde le pueda transportar. De ahí la propuesta espacial que invita a la multiplicidad de los puntos de vista. No me interesa que el arte entretenga o divierta, busco algo diferente, otra manera de estar, otro tipo de experiencias que inicialmente puede que tengan algo de incómodo o inaccesibles pero que si te entregas, te puede desplegar un mar de posibilidades», defiende.

La Mutant. Día 2, 20:30 horas

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook